Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Los Wachowski buscan redimirse en la televisión

Fotograma cedido por Netflix de la serie "Sense8" hoy, viernes 5 de junio de 2015, en la que aparece la actriz Daryl Hannah

Los Ángeles (EEUU), (EFE).- Los hermanos Wachowski trasladan su explorado discurso trascendente a la televisión con la serie “Sense8”, una producción de 12 capítulos de una hora que podría redimir a los creadores de “The Matrix” de sus últimos fiascos taquilleros.

“Sense8” combina ideas místicas, espirituales y sobrenaturales para dar forma a un “thriller” que cuestiona los parámetros actuales de relación de los seres humanos y plantea situaciones imposibles que invitan a pensar en “Lost” pero con la promesa de que todos los misterios serán esclarecidos.

“Queríamos hacer una historia que contara que estamos mejor juntos que separados”, aseguró J. Michael Straczynski (“Babylon 5”), responsable creativo de “Sense8” junto con Andy y Lana Wachowski, en un encuentro con la prensa en Los Ángeles en el que dijo que el programa no dejará cabos sueltos para no engañar a la audiencia.

La serie ve la luz hoy en Netflix, empresa que la calificó como uno de sus “contenidos originales más ambiciosos”, con un relato que tentativamente abarca 5 temporadas de las cuales solo está aprobada la primera a la espera de comprobar si el mensaje de los Wachowski conecta con el público.

“Tenemos el borrador de la segunda temporada muy detallado y sabemos dónde irán la tercera, cuarta y quinta”, confirmó Straczynski.

Fotograma cedido por Netflix de la serie "Sense8" hoy, viernes 5 de junio de 2015, en la que aparecen los actores Naveen Andrews y Daryl Hannah.

Fotograma cedido por Netflix de la serie “Sense8” hoy, viernes 5 de junio de 2015, en la que aparecen los actores Naveen Andrews y Daryl Hannah.

Un detalle que resultará relevante para los espectadores que vean el incomprensible primer capítulo de “Sense8” escrito con la idea de generar “confusión”, dijo Straczynski.

Los minutos iniciales de la serie muestran a la actriz Daryl Hannah (“Blade Runner”) en un angustioso estado de trance en medio de una iglesia abandonada y acompañada por el actor Naveen Andrews (“Lost”), cuyo intrigante personaje susurra a la mujer, de nombre Ángel, antes de que irrumpan allí para darles caza.

“La primera escena marca el tono de la temporada”, comentó Andrews, y “establece las leyes del universo en el que viven”, añadió Hannah.

“Sense8”, sin embargo, no se centra en ellos. El peso de la acción pasa, a partir de ese momento, a ocho personajes repartidos por el mundo, que no se conocen entre ellos, pero que de repente están conectados a nivel mental por su extraño vínculo con Ángel.

“Ellos (Hannah y Andrews) son los padres de los ocho, metafóricamente”, indicó la actriz.

Entre los personajes se encuentra un galán mexicano que no ha “salido del armario” al que encarna el español Miguel Ángel Silvestre (“Sin tetas no hay paraíso”), y cuya historia sucede en Ciudad de México, una de las nueve urbes en las que se filmó la serie.

Foto: hoy.com.do

Andy y Lana Wachowski. Foto: hoy.com.do

El rodaje se desarrolló durante más de ocho meses entre San Francisco, Chicago, Londres, Reikiavik, Seúl, Bombay y la capital mexicana, un desafío de cuatro continentes que, dado el argumento, implicó el traslado de todo el equipo a cada una de esas regiones.

En “Sense8” se sincronizan las vivencias de un personaje con las de otro, ambos a miles de kilómetros de distancia, algo que el espectador ve ya entrelazado pero que, en términos de filmación, ocurrió con meses de diferencia.

“Una escena de lucha empieza con un golpe en Nairobi que termina en Corea”, indicó Straczynski. Para que la trama tuviera coherencia no solo tenían que grabar bien las tomas, tenían que asegurarse de que respetaran las zonas horarias.

Straczynski señaló que “Sense8” fue posible gracias a que se iba a distribuir en Netflix, donde todos los episodios se publican al mismo tiempo, lo que permite gestionar el ritmo con el que avanza la trama de una forma diferente a cómo hubiera sido la serie de ser emitida en un canal de televisión convencional.

“Fue exactamente como (hacer) una película, lo que pasa es que esto son 12 horas”, contó Hannah. Naveen indicó que se trata de “un nuevo paradigma” en cuanto a estructuras de series. “‘Lost’ habría concluido de forma diferente si hubiera sido hecho en Netflix, sin duda, porque no tenemos censura”, señaló Naveen, que cree que la serie le gustará a “cualquiera que tenga la mente abierta y quiera algo desafiante”, afirmó.

“Lost” (2004) fue uno de los “thrillers” sobrenaturales más populares de los últimos años y se despidió en 2010 con un cierre más emocional que explicativo, lo que dejó a muchos seguidores insatisfechos tras seis temporadas de intrigas.

“Sense8” irrumpe con las ideas más claras y ofrece a los Wachowski horas suficientes para abordar con profundidad temas filosóficos que ya tocaron sin suerte en Jupiter Ascending” (2015) y “Cloud Atlas” (2012), filmes que apenas recaudaron en la taquilla de EEUU un 25 % de su elevado coste de producción. EFE

fmx/pa/agf