Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Venezuela enviará un contingente de presos a Cuba para “rehabilitarse”

Caracas, 22 oct (EFE).- Varios delincuentes venezolanos que voluntariamente entregaron sus armas a las autoridades viajarán a Cuba en noviembre próximo para rehabilitarse, anunció hoy la viceministra de Seguridad Ciudadana de Venezuela, Wandolay Martínez.


Publicidad

“En noviembre vamos a trasladar a un grupo de jóvenes venezolanos que han estado incursos en delitos menos graves (…) y han entregado sus armas; se les ha dado como incentivo llevarlos a Cuba para una capacitación específica, para que vuelvan (a Venezuela) a laborar legalmente”, manifestó la viceministra al canal estatal VTV.

El Gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro, ejecuta desde inicios de año un plan que incentiva a los delincuentes a cambiar de vida y que a la par incluye el despliegue en las calles de más de 12.000 soldados en labores de apoyo a los policías.

Maduro ha admitido que la inseguridad es el problema nacional “más grave” y que su Gobierno ha decidido afrontarlo “con la alianza popular cívico-militar” ordenada por la Constitución nacional.

Según las últimas cifras oficiales, en 2012 se registraron en Venezuela 16.072 homicidios, un 14 % más que el año precedente, equivalente a 54 homicidios por cada 100.000 habitantes, tasa que la ONG Observatorio Venezolano de Violencia (OVV) eleva a 73.

Sin revelar el número de delincuentes que serán llevados a Cuba, la viceministra descartó hoy que el Gobierno tenga la intención de alentar la impunidad con este tipo de incentivos y remarcó que los jóvenes “saben que si cometieron delitos, aún entregando el arma, deben asumir su responsabilidad”.

El viceministro del Interior, José Rangel, mostró el 25 de agosto pasado asimismo en televisión grabaciones de algunos delincuentes que entonces se declararon dispuestos a cambiar de vida y reclamaron ayudas gubernamentales para ello.

“Aquí hay puro criminal. Somos criminales, tenemos esta vía no porque nosotros quisimos”, “Ayuden, que tenemos nuestros cuerpos esperando por ayuda” y “El hampa quiere cambiar y en eso estamos”, fueron algunas de las frases de los “malandros”, como son llamados en Venezuela los delincuentes, entrevistados por el viceministro.

Rangel dijo que tras recibir a inicios de año la orden de contactarlos para el plan de desarme voluntario conversó con miembros de 280 bandas delictivas que integran unas 10.000 personas. EFE