Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Candidata brasilera Marina Silva promete aliarse con adversarios

Sao Paulo (AP) — La candidata a la presidencia de Brasil Marina Silva, que ha ascendido en las encuestas, dijo el miércoles que trabajaría con adversarios para mediar diferencias y conseguir reformas que ayuden al país.


Publicidad

Silva, de 56 años, fue la última en entrar a la contienda tras un accidente aéreo en que murió el candidato Eduardo Campos el 13 de agosto. Analistas dicen que la tragedia del accidente y la popularidad que ya tenía la candidata por su campaña con el Partido Verde en 2010 la han convertido en el fenómeno de último momento rumbo a los comicios.

La candidata del Partido Social Brasileño en su primera entrevista en campaña pidió reconocer que a pesar de sus antecedentes humildes, se había convertido en una reconocida política, digna del voto en las elecciones del 5 de octubre.

“No soy hija de político, no soy hija de un empresario. Para ser senadora era preciso ser hijo de exgobernador, o de alguien que tuviera preferencia en algún periódico, en la televisión, o en la radio para hablar mal de aquellos que defendían la justicia”, dijo Silva.

La entrevista en vivo de 15 minutos en la red televisiva Globo ocurre un día después de que la candidata ascendiera en una encuesta por encima de la presidenta Dilma Rousseff en la intención de voto en una eventual segunda vuelta. Luego Silva asumió un estilo combativo el martes en el primer debate entre los presidenciables al criticar a la mandataria por no reconocer las deficiencias que tiene el país en materia de educación y salud. El debate duró tres horas y contó con la participación de siete candidatos pero obtuvo solo el tercer lugar en audiencia.

En la nueva encuesta de Ibope, Silva logró acumular 45% de la intención de voto, y Rousseff, que representa al Partido de los Trabajadores, un 36%, si las candidatas disputaran una segunda vuelta.

En la intención de voto para la primera vuelta, Neves, el candidato del Partido de la Socialdemocracia Brasileña, está en un tercer lugar con una intención de 19% de los votos; Silva está en segundo con 29% y Rousseff sigue en primero con 34%. La encuesta de Ibope tiene un margen de error de 2 puntos porcentuales y se realizó con un muestreo de 2.506 entrevistas entre el sábado y el lunes.

Los conductores cuestionaron a la nueva aspirante por utilizar el avión privado de Campos que después del accidente se conoció era un donativo que no había sido declarado por la campaña del candidato. Silva dijo que desconocía si había ilegalidad en esa transacción, pero aclaró que fue un préstamo que después sería resarcido por el comité financiero.

Silva fungió como ministra del Medio Ambiente entre 2003 y 2008 en la administración de Luiz Inacio Lula da Silva. Proviene de una familia pobre de la selva amazónica que extraía látex de los árboles. También trabajó como empleada doméstica antes de convertirse en activista y protestar contra la deforestación al lado del ecologista Chico Mendes, quien fue asesinado en 1988.

Silva promete administrar mejor el gasto público y dar autonomía al Banco Central. Aprovechó la entrevista para pedir a los brasileños que confíen en ella ya que está dispuesta a trabajar con adversarios para lograr modificar políticas.

“Uno de los proyectos más importantes en este momento de la historia de Brasil es que podamos renovar la política”, expresó Marina.