Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La Casa Blanca niega su implicación en escándalo de prostitutas en Cartagena

Washington, 9 oct (EFE).- La Casa Blanca aseguró hoy que ningún miembro del equipo que preparaba en abril de 2012 la visita a Cartagena (Colombia) del presidente de EE.UU., Barack Obama, estuvo implicado en “negligencias” relacionada con el escándalo con prostitutas que afectó a varios agentes del Servicio Secreto.


Publicidad

El portavoz adjunto de Obama, Eric Schultz, reaccionó así a una información publicada hoy por el diario The Washington Post, según la cual un voluntario de la Casa Blanca, Jonathan Dach, estuvo con una prostituta en su habitación del hotel donde se produjo el escándalo del Servicio Secreto.

La noche de fiesta fue un día antes de que Obama llegara a la ciudad colombiana de Cartagena de Indias (norte) para participar en la Cumbre de las Américas, del 13 al 15 de abril, y lo ocurrido eclipsó en EE.UU. gran parte de la cobertura de esa cita regional.

A lo largo de la investigación del escándalo, que obligó a sancionar o despedir a varios agentes del Servicio Secreto, el Gobierno de Obama negó repetidamente cualquier vínculo de la Casa Blanca con lo sucedido.

Schultz afirmó que, cuando se produjo el escándalo, el Gobierno “inició una revisión interna del equipo de la Casa Blanca que preparaba la visita (de Obama) a Colombia”.

“Como parte de esa revisión, se proporcionó a la Casa Blanca un informe del hotel sobre un voluntario que trabajaba con ese equipo. Consideramos esa prueba, y no encontramos ningún material para corroborarla que sugiriera que este voluntario tuvo un comportamiento poco apropiado”, dijo Schultz a los periodistas.

“La revisión de la Casa Blanca, que tomó en cuenta la información recibida del Servicio Secreto, concluyó que no había habido ninguna negligencia cometida por el equipo de avanzada de la Casa Blanca”, añadió el portavoz.

Schultz añadió que un informe publicado en 2012 por el Departamento de Seguridad Nacional examinó las “acusaciones sobre un voluntario”, y una investigación del Senado sobre el incidente que concluyó el pasado abril concluyó que no se ocultó información relevante en los informes sobre el escándalo.

El congresista republicano Jason Chaffetz escribió la semana pasada una carta al jefe de gabinete de la Casa Blanca, Denis McDonough, en la que denunciaba que había recibido “acusaciones muy creíbles” de que un miembro del equipo presidencial había estado “íntimamente implicado con una prostituta” en Cartagena.

“La Casa Blanca tiene que decir la verdad sobre esto”, dijo hoy Chaffetz a la cadena Fox News, y añadió que ha pedido obtener “todos los documentos” de la revisión interna de la Casa Blanca.

Según el Post, el voluntario, que entonces tenía 25 años, comenzó este año a trabajar a tiempo completo en la Administración, dentro del Departamento de Estado.

Su padre, Leslie Dach, que donó miles de dólares a la campaña electoral de Obama en 2008, también trabaja para el Gobierno, dentro del Departamento de Salud.

El abogado de ambos, Richard A. Sauber, aseguró al Post que Jonathan Dach niega toda implicación en el escándalo de prostitución y que nadie en su familia intervino para evitar que se publicara información al respecto.

El diario también indicó que otro equipo de investigadores en la oficina del inspector general recibió órdenes de retrasar la publicación de su informe sobre Cartagena hasta después de las elecciones de 2012, en las que Obama se jugaba la reelección. EFE