Ecuador. Viernes 20 de enero de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Bolivia da plazo hasta el lunes a Gabriela Zapata para que muestre vivo al hijo de Evo

Gabriela Zapata Montaño (c), expareja del presidente de Bolivia, Evo Morales, sale de una audiencia cautelar hoy, domingo 28 de febrero de 2016, en La Paz (Bolivia). Una juez boliviana ordenó hoy la reclusión preventiva en una cárcel de Gabriela Zapata Montaño, la expareja del presidente Evo Morales, a quien el Gobierno ha acusado de supuesta legitimación de ganancias ilícitas, enriquecimiento ilícito y tráfico de influencias. EFE/Stringer/

La Paz, 28 feb (EFE).- El Gobierno de Bolivia emplazó hoy a Gabriela Zapata, la expareja del presidente Evo Morales, a que presente mañana al hijo que tuvo con el gobernante en 2007 ante un juzgado para demostrar que el niño está vivo, como han asegurado una familiar y una abogada de la empresaria en las últimas horas.

Publicidad

“Exigimos que la señora Gabriela Zapata presente a ese niño ante el juez del menor y lo haga mañana (lunes) para que los bolivianos sepamos cuál es la verdad”, dijo a medios estatales la ministra de Transparencia y Lucha contra la Corrupción, Lenny Valdivia.

La autoridad insistió en que la “información oficial” que tiene el Gobierno es que el presidente Morales sabía que el niño nació en 2007 pero que luego “le comunicaron que este hijo estaba enfermo” y que falleció poco después.

Según Valdivia, si el hijo del gobernante está vivo, “la gran pregunta es por qué la señora Zapata ocultó a este niño durante ocho años” y no informó a Morales sobre su existencia.

Si el menor falleció en 2007, “Zapata le está mintiendo al pueblo boliviano” para distraer la atención y evitar que continúe la investigación que se le sigue por supuesta corrupción, afirmó.

En caso de que se compruebe que el niño está muerto, Valdivia advirtió de que el Gobierno iniciará una acción penal a Zapata “por difamación y por calumnia” porque se está afectando la imagen del primer mandatario “y hay que sentar precedente para que a futuro no aparezcan” otras personas “con este tipo de sindicaciones”.

La relación del gobernante y la empresaria, y los contratos de la empresa en que trabajó la mujer hasta hace una semana, la firma china CAMC Engineering (Camce), con el Estado derivaron en una denuncia del periodista Carlos Valverde sobre un supuesto tráfico de influencias, que el mandatario y su exnovia han negado.

Morales habló sobre la supuesta muerte del menor a principios de mes y se ratificó varias veces en esa versión durante la campaña para el referendo constitucional del pasado, en el que la mayoría de los bolivianos rechazó su intento de buscar un cuarto mandato postulando a los comicios de 2019.

La polémica se reavivó el sábado, cuando una tía de Zapata, Pilar Guzmán, afirmó a los medios que el niño está vivo, que tiene entre ocho y nueve años y que se encuentra en La Paz y se llama Ernesto Fidel.

Esta versión fue ratificada por una de las abogadas de la empresaria, Ángela Burgoa, quien aseguró al diario El Deber que el menor “está perfectamente bien” y que “era un secreto a voces” que no había muerto.

“No voy a emitir juicios a priori, respeto lo que haya dicho o haya dejado de decir el presidente. Allá el presidente y su conciencia”, señaló la jurista.

Zapata fue detenida el viernes. Hoy domingo, una jueza ha ordenado su reclusión preventiva en la cárcel para mujeres de Obrajes, en La Paz.

La Fiscalía pidió que la empresaria sea encarcelada ante un posible riesgo de fuga, argumento aceptado por Pérez.

Zapata fue arrestada el viernes, dentro de una acusación que le hizo el Gobierno por los supuestos delitos de legitimación de ganancias ilícitas, enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado y complicidad en el uso indebido de influencias.

En la acusación están incluidos dos funcionarios del Ministerio de la Presidencia. EFE

Publicidad