Ecuador. jueves 14 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Trump sopesa reconocer Jerusalén como la capital de Israel

Muro de los lamentos, en Jerusalén. Foto de Archivo, La República.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, sopesa reconocer Jerusalén como capital de Israel, un gesto que la mayoría de la comunidad internacional rechaza, según informaron hoy algunos medios estadounidenses.


Publicidad

Este reconocimiento serviría para compensar el retraso de una de sus principales promesas electorales, el traslado de la embajada estadounidense en Israel de Tel Aviv a Jerusalén.

Trump prorrogó el 1 de junio por seis meses el traslado de la sede diplomática en cumplimiento de la Ley estadounidense de la Embajada de Jerusalén, una decisión que se espera repita mañana una vez agotado ese plazo.

Esa ley de 1995 decreta el traslado de la embajada pero incluye una enmienda por la que el presidente puede prorrogar su cumplimiento por seis meses en función “de los intereses nacionales” de EE.UU., algo a lo que recurrieron periódicamente los exmandatarios Bill Clinton, George W. Bush y Barack Obama.

La decisión de reconocer Jerusalén, ciudad que Israel se disputa con los palestinos, como capital del Estado judío, a ojos de Trump políticamente compensaría las prórrogas que está adoptando al traslado de la embajada.

Trump podría anunciar la decisión la próxima semana, dijeron a CBS funcionarios estadounidenses bajo condición de anonimato.

Estas fuentes, que explicaron que la idea surgió el pasado lunes durante una reunión de asesores de Seguridad Nacional, dijeron que la Casa Blanca también sopesa que sea el vicepresidente, Mike Pence, quien anuncie la decisión directamente en suelo israelí, a donde viajará este diciembre.

Pence, precisamente, dijo esta semana que Trump está estudiando “cuándo y cómo” trasladar la embajada.

Aunque Israel considera Jerusalén su capital, la soberanía del país sobre la parte oriental de la urbe (Jerusalén Este) no está reconocida por gran parte de la comunidad internacional, que mantiene su aparato diplomático en Tel Aviv y sus suburbios. EFE