Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa consigue inversiones y reivindica integración latinoamericana en China

Beijing (China), 06 de enero de 2015. El Presidente de la República Rafael Correa, junto al Canciller Ricardo Patiño, visitaron las instalaciones del Parque Tecnológico Zhiong Guancun. Foto: Luis Astudillo C. _ Cancillería.

Pekín, 6 ene (EFE).- El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, alcanzó hoy en Pekín varios acuerdos para que una entidad china realice inversiones por valor de 5.296 millones de dólares en Ecuador y reivindicó una mayor integración latinoamericana.


Publicidad

El mandatario ecuatoriano tiene previsto ratificar estos convenios mañana miércoles tras la reunión bilateral que mantendrá con su homólogo chino, Xi Jinping, en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, dentro de la visita de Estado a China que realiza esta semana.

Correa llegó a estos pactos en un encuentro con el presidente del Banco de Importaciones y Exportaciones de China (Eximbank), Li Ruogu, que abrió hoy la agenda de la primera visita de Estado de un presidente ecuatoriano al país asiático.

El ministro de Finanzas ecuatoriano, Fausto Herrera, detalló hoy en una rueda de prensa que estas inversiones se destinarán a proyectos de movilidad, educación, sanidad y seguridad.

Correa aprovechó su visita a China para abogar por la creación de un banco de desarrollo del continente y de una moneda propia como primeros pasos de una mayor integración latinoamericana.

Así lo reivindicó el presidente ecuatoriano en una charla en la Academia China de Ciencias Sociales, en la presentación de la traducción al mandarín de su libro, “Eguaduoer: xiang jiao gong he guo de mi shi” (“Ecuador: De Banana Republic a la No República”).

“Es prácticamente imposible, al menos en el corto plazo, una salida de la dolarización, y la única salida que yo veo en el medio y largo plazo es tener una moneda regional, ya sea andina o latinoamericana”, manifestó Correa.

El mandatario ecuatoriano también apostó por crear una “arquitectura financiera regional” de América Latina, al margen de instituciones como el Fondo Monetario Internacional (FMI) o el Banco Mundial, que, a su juicio, han hecho “muchísimo daño a las economías en desarrollo”.

Correa insistió en su propuesta, que ya formuló el mes pasado en una reunión de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) en Guayaquil (suroeste de Ecuador), de impulsar el Banco del Sur y el Fondo del Sur, como mecanismos de intercambio alternativos.

El presidente de Ecuador también se refirió hoy a la política doméstica y defendió el recorte presupuestario de 1.420 millones de dólares que su Gobierno anunció este lunes ante la caída de los precios del petróleo.

“Hemos hecho algunos ajustes presupuestarios, pues hay que responder a la realidad. El precio del petróleo ha seguido cambiando. Siempre lo dijimos, aquí no hay ninguna sorpresa”, afirmó el mandatario en declaraciones a los periodistas durante una visita al Parque Tecnológico Zhongguancun, el mayor de China.

Correa indicó que “hay que privilegiar los proyectos donde el dinero se queda en el país” y puso como ejemplo los proyectos de construcciones de carreteras, porque “eso se queda en el país y dinamiza la economía”.

“No hay problema, bueno sí, pero digamos que es pasar el bache del 2015 y viene el 2016”, señaló Correa en un acto posterior con estudiantes ecuatorianos en China.

El presidente ecuatoriano recalcó que su estrategia es “encontrar las mayores fuentes de financiamiento posibles” y a ello espera que contribuya su gira por China, que el viernes le llevará a Shanghái, donde tiene programadas reuniones con inversores y empresarios del país asiático.

Dentro de su visita de Estado a la segunda economía del mundo, Correa participará el jueves en el primer encuentro ministerial China-CELAC, ya que su país desempeñará la Presidencia Pro Témpore del organismo latinoamericano y caribeño en 2015.

El presidente ecuatoriano cerrará su viaje a China el viernes con una serie de reuniones y visitas de índole económica en Shanghái, capital financiera y económica del país. EFE