Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Organizaciones sindicales se suman al paro nacional en Ecuador

Foto API.

Ecuador (AP) — Los sindicalistas anunciaron el martes que empezarán a paralizar fábricas como parte del paro nacional convocado por los indígenas, los trabajadores y otros sectores sociales en contra del gobierno del primer mandatario Rafael Correa.


Publicidad

El presidente de Central Ecuatoriana de Organizaciones Sindicales, Mesías Tatamuez, afirmó en rueda de prensa que el gobierno dice que todas las fábricas han trabajado durante el paro nacional “eso es falso… por pedido del gobierno que dice que las fábricas no han parado, vamos a preparar la huelga que paralizará realmente las fábricas”.

Dijo que el paro nacional “nadie puede taparlo, salieron miles de ecuatorianos en Quito, solo en Quito, porque no tenemos plata para traer gente del resto del país”.

Uno de los más altos dirigentes del paro nacional, el dirigente indígena Carlos Pérez, en declaraciones a corresponsales dijo que “el levantamiento va a continuar, ya estamos levantados y no nos vamos a arrodillar”.

Desde el 13 de agosto se cumple un paro nacional en contra del gobierno al que sindicalistas, indígenas, profesores, médicos y estudiantes, entre otros sectores, acusan de haber generado leyes que los afectan en lo particular, además que en conjunto rechazan la intención del mandatario de aprobar con la mayoría oficialista en la Asamblea reformas constitucionales que permiten la reelección indefinida del presidente y otras autoridades de elección popular.

“No queremos caer en el efecto de la inanición (de la protesta) y regresar con las manos vacías (a sus comunidades), queremos salir… victoriosos, porque creo que estas batallas pequeñas uniéndolas suman ya una potente batalla que hemos ganado”, afirmó Pérez. “Nuestra intención no es tumbar a Correa, Correa ya se cayó”.

Como parte del paro hay focos de protestas en las provincias de Cañar, Morona Santiago, Orellana y Loja. En la comunidad indígena de Saraguro, 375 kilómetros al sur de la capital, se produjeron el lunes fuertes enfrentamientos entre ciudadanos y cientos de policías y militares.

Luis Macas, ex presidente de la principal organización indígena del país, Conaie, desde Saraguro dijo el martes a The Associated Press que “todas las comunidades de nuestra zona están militarizadas, no permiten el libre tránsito de la gente, como forma de amedrentar a la gente hacen requisas y otras artimañas. Hay una tensa calma por la presencia de los uniformados que están alrededor de nuestras comunidades”.

Añadió que como producto de la represión ejecutada el lunes “hay 39 detenidos, algunos menores de edad… que han recibido sentencia de un mes de prisión, sin importar que hay madres de niños muy pequeños. Hay alrededor de 35 heridos que están siendo atendidos en nuestras comunidades”. [I]