Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Warriors descartan ir a la Casa Blanca

Los jugadores de los Warriors de Golden State celebran su victoria sobre los Cavaliers de Cleveland en el Juego 5 de la final de la NBA en Oakland, California, el 12 de junio de 2017. Los Warriors se impusieron 129-120 a los Cavaliers para hacerse con el título. (AP Foto/Marcio Jose Sanchez)

SOMERSET, Nueva Jersey, EE.UU. (AP) — Los Warriors de Golden State resuelven el sábado no acudir a la Casa Blanca cuando visiten Washington el año próximo, anunciando la decisión horas después que el presidente Donald Trump indicara en Twitter que había retirado la invitación a los campeones de la NBA.


Publicidad

El astro de los Warriors Stephen Curry había dicho de antemano que no tenía interés en participar del tradicional encuentro de los equipos campeones del deporte en Estados Unidos con el presidente.

Los Warriors expresaron estar “decepcionados de no tener una oportunidad durante este proceso de compartir nuestros puntos de vista o tener un diálogo abierto sobre temas que impactan a nuestras comunidades y que sentimos son importantes de plantear”.

A primera del sábado, Trump tuiteó que Curry no era bienvenido en la Casa Blanca por lo que el presidente describió como el titubeo del dos veces Jugador Más Valioso de la NBA en la visita. El comentario de Trump sobre Curry se produjo un día después que recomendó a los propietarios de equipos de la NFL que despidan a aquellos jugadores que se hincan durante la interpretación del himno nacional.

“Ir a la Casa Blanca es considerado un gran honor para un equipo campeón. Stephen Curry titubea, por lo tanto ¡se retira la invitación!”, tuiteó Trump.

El viernes, durante el día de prensa del equipo, Curry manifestó: “Yo no quiero ir… mis convicciones son las mismas”.

Curry afirmó que “al igual que nuestro país, cada opinión cuenta e importa”.

Añadió que “basándome en las conversaciones que hemos tenido en el pasado y lo que las personas han dicho a la prensa y entre sí, sé bastante bien cuál es la postura de cada quien”.

“Pero queremos respetar la oportunidad, no solo de representarnos a nosotros mismos, nuestras creencias, sino también a nuestra organización, porque obviamente estamos en esta posición porque ganamos un campeonato y logramos algo especial juntos. Para nosotros, es necesario tomarnos el tiempo para entender la magnitud de la decisión y hacer lo correcto, que es muy importante”, indicó el estelar armador.

Otros deportistas se pronunciaron de inmediato, incluyendo a LeBron James.

“¡Oye, zángano, (at)StephenCurry30 ya ha dicho que no va!”, tuiteó James. “Así que no había invitación. ¡Ir a la Casa Blanca era un gran honor hasta que llegaste!”.

Empleados de Twitter informaron que ese mensaje había sido el que más resonancia de los que ha enviado James en la red social.

Para Trump, el NFL fue el blanco un día, y la NBA al siguiente.

En un mitin en Alabama el viernes, Trump dijo que los jugadores de la NFL que no se ponen de pie cuando se toca el himno “hacen una falta de respeto total a nuestra historia nacional”.

Varios jugadores de la NFL, a partir de la pasada temporada con el entonces quarterback Colin Kaepernick, han optado por hincarse, sentarse o levantar los puños durante el himno en protesta del trato que la policía le da a la gente de raza negra, que consideran discriminatorio.

El comisionado de la NFL Roger Goodell respaldó a los jugadores de su liga.

“Comentarios divisivos como estos manifiestan una desafortunada falta de respeto a la NFL, a nuestro gran deporte y a todos nuestros jugadores, y no poder entender el enorme impacto que nuestros y jugadores tienen en nuestras comunidades”, dijo Goodell en una declaración escrita.

La NBA no reaccionó de inmediato tras el tuit de Trump sobre Curry. El comisionado de la liga, Adam Silver, dijo al portal The Players’ Tribune en julio que considera que los equipos deben visitar la Casa Blanca al ser invitado, pero al mismo tiempo señaló que no obligará a nadie a que haga el viaje.

En su primer año como presidente, Trump ha recibido a varios equipos campeones. Tal fue el caso de Clemson tras conquistar el título de fútbol americano universitario. Algunos integrantes de los Patriots de Nueva Inglaterra acudieron tras ganar el Super Bowl y los Cachorros de Chicago visitaron la oficina oval en junio para conmemorar su título de la Serie Mundial. Los Cachorros tuvieron una visita más amplia con el presidente Barack Obama en enero, cuatro días antes de la toma de posesión de Trump.

Los Warrrios si serían recibidos en el Congreso. Nancy Pelosi, líder de la bancada del opositor Partido Demócrata en la Cámara de Representantes y que representa a un distrito en San Francisco, dijo que está dispuesta a recibir al equipo en el Capitolio. (D).