Ecuador. Martes 28 de Marzo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa ve “muy difícil” que se acepte su propuesta de producir menos crudo

Quito (Pichincha), 21 oct 2015.- El Presidente de la República, Rafael Correa, llevó a cabo un taller con el Cuerpo Diplomático ecuatoriano (63 embajadoras y embajadores), en el Palacio de Carondelet. Foto: Eduardo Santillán / Presidencia de la República

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, consideró hoy que será “muy difícil” que la OPEP acepte su propuesta de reducir un 1,6 % la producción de crudo con el fin de estabilizar los precios del principal producto de exportación de este país.

Publicidad

El mandatario, en un encuentro con medios de comunicación, indicó no obstante que Ecuador está preparado para unos precios bajos.

“Estamos preparados para el peor de los escenarios. El próximo año el presupuesto se ha establecido con un precio de 35 dólares el barril”, dijo al explicar la propuesta de reducción que formuló en la recuente Cumbre de América del Sur y Países Árabes (ASPA), celebrada en Arabia Saudí.

Con su propuesta de reducción, que representa un descenso de menos de dos millones de barriles, dijo, podrían “recuperarse fuertemente los precios”, al igual que “un pequeño exceso de oferta ha hecho que los precios se reduzcan a la mitad”.

El mandatario descartó que se necesite la concurrencia de naciones que no pertenecen a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), como Rusia, para bajar la producción y subrayó que ese organismo, por si solo, puede alcanzar la disminución que defiende Ecuador.

Correa se preguntó “por qué no se hace lo obvio” y consideró que esta es una “de las grandes interrogantes”, al insistir en que desde el punto de vista técnico, la propuesta ecuatoriana es correcta y tiene el apoyo de “muchos países”, aunque no el de “los mayores productores de la OPEP”.

El descenso del precio del barril de petróleo ha impactado en la economía de Ecuador, que en 2015 perderá 7.000 millones de dólares de ingresos por exportaciones de crudo, lo que representa un 7 % del producto interno bruto (PIB), según el jefe del Estado.

A la caída del precio del crudo se suma el fortalecimiento del dólar, que el gobernante cifró en un 25 %, lo que también afecta de forma considerable al país, cuya economía está dolarizada desde el año 2000, por lo que no es posible recurrir a mecanismos como la devaluación para afrontar la situación.

El Gobierno de Ecuador, en ese contexto, anunció a final de octubre que el proyecto de presupuesto fiscal para el ejercicio del próximo año será de 29.900 millones de dólares, un monto menor a los 36.317 millones que fuera aprobado por el Legislativo para 2015. EFE (I)