Ecuador. miércoles 22 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Ecuador busca renegociar contrato petrolífero con China 

Tomada de la cuenca de Byron Ojeda

Ecuador busca renegociar contratos petrolíferos con empresas de China y Tailandia, que entregaron dinero al país a cambio de recibir parte de la producción de crudo hasta 2024, aduciendo que los términos acordados ocasionan pérdidas al Estado.


Publicidad

El gerente de la empresa estatal Petroecuador, Byron Ojeda, dijo el martes en rueda de prensa que ya habían iniciado las conversaciones y que se defenderían los intereses del país. Agregó que las pérdidas para Ecuador se acrecientan día con día a causa de los contratos pero que mientras se solucionan las divergencias se acordó seguir entregando y facturando el crudo.

Las compañías Petrochina y Unipec, ambas de China, y PetroTailandia entregaron desde 2011 alrededor de 5.300 millones de dólares al Estado ecuatoriano a cambio de una parte de la producción futura de crudo de acuerdo con una fórmula que ahora está siendo impugnada por la empresa ecuatoriana.

En esa época estaba en el poder el entonces presidente Rafael Correa, quien buscaba fuentes alternas de financiamiento para llevar adelante un ambicioso programa de construcción de obras de infraestructura y consideró a tales obligaciones no una deuda sino una preventa de petróleo.

Sin embargo, una reciente evaluación de los términos del convenio demostró que el valor que produciría el petróleo ecuatoriano ascendería a 22.000 millones de dólares. Ante ello, los principales ejecutivos de Petroecuador acudieron la semana pasada a Houston, Estados Unidos, para renegociar con representantes de Petrochina y Unipec. La próxima semana se hará lo mismo con PetroTailandia.

Ecuador, el integrante más pequeño de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), vende el crudo para financiar cerca de una cuarta parte del presupuesto fiscal (unos 7.500 millones).(AP)