Ecuador. Viernes 9 de diciembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

El “tsunami del Himalaya” deja al menos 207 muertos en la India

Al menos 207 personas han muerto por las inundaciones -bautizadas como el “tsunami del Himalaya”- que sacudieron esta semana el norte de la India, donde miles de personas se hallan todavía atrapadas, informaron este viernes fuentes oficiales.

Publicidad

El ministro indio del Interior, Sushilkumar Shinde, afirmó hoy que durante las últimas horas han sido hallados 40 cadáveres en el estado de Uttarakhand, el más afectado por las inundaciones.

El número de muertos asciende ya a 207, aunque la lista puede crecer a medida que se realicen las labores de desescombro“, matizó el ministro.

Las Fuerzas Armadas indias continúan uniendo esfuerzos para rescatar y asistir a los afectados por las lluvias monzónicas en el norte del país, donde según datos oficiales se han desplegado unas 8.100 efectivos militares y cerca de medio centenar de helicópteros.

Shinde recordó que gracias a la labor del Ejército “más de 34.000 personas fueron rescatadas, aunque unas 50.000 continúan atrapadas” al haber quedado incomunicadas en puntos remotos de la región por la ruptura de puentes, el corte de carreteras y la crecida de los ríos.

Aris Naruda, inspector de la oficina de control de la Policía de Uttarakhand, aseguró a Efe que las condiciones climáticas “no son demasiado buenas” y que se han habilitado campos de desplazados en localidades importantes como Rishikesh y Dehradún.

Además Naruda detalló que en el pico de Garigaon hay unas 400 personas que aún no han recibido “ningún tipo de ayuda”, por lo que se les intentará “lanzar comida desde el aire”, mientras que miles de peregrinos permanecen atrapados en otras zonas de la región.

Las inundaciones son frecuentes durante la temporada del monzón en la India -aunque este año han sido hasta un 68% más fuertes de lo habitual-, un país que depende enormemente de sus lluvias para la agricultura, el sector que más trabajo genera. EFE

Publicidad