Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Diario venezolano denuncia detención de equipo de reporteros por militares

Caracas, 1 nov (EFE).- Un grupo de reporteros del diario venezolano 2001 fue detenido hoy por militares cuando cubría un operativo de venta popular promovido por el Gobierno en el complejo militar Fuerte Tiuna en Caracas, informaron fuentes del medio de comunicación.


Publicidad

“Desde las 12.30 (17.00 GMT) están retenidos los reporteros en las instalaciones de la Policía Militar en el Fuerte Tiuna estos tres periodistas”, dijo a Efe la directora del diario, Luz Mely Reyes, al referirse al equipo conformado por dos redactoras y un fotógrafo.

Reyes señaló que en este momento los abogados de la empresa de comunicación están en el lugar “discutiendo la situación” con las autoridades militares.

La detención de los reporteros, comentó la directora del diario, se produjo durante la cobertura de un operativo de venta de pernil a muy bajo precio promovido por el Gobierno y después de que se produjera una trifulca entre quienes esperaban cuando finalmente el producto apareció.

El reportero gráfico fue interrumpido “por ocho militares” cuando tomaba las fotografías de la situación de caos. “Le arrancaron la cámara, le quitaron los lentes, lo empezaron a presionar”, aseguró Reyes.

“Nosotros estamos en la calle, y lo que no querían estos oficiales que se fotografiara es la situación de tensión que se generó cuando llegó este producto y la gente empezó a tumbar las barricadas”, dijo la periodista.

Una fuente del Ministerio de Comunicación consultada por Efe no pudo confirmar el incidente.

Hace unas tres semanas, los directivos del diario 2001 fueron citados a declarar por la Fiscalía venezolana por publicar una noticia sobre escasez de gasolina en las estaciones de servicio que el Gobierno calificó de falsa.

El presidente Nicolás Maduro incluso llegó a pedir cárcel para los responsables del medio por lo que tildó como “delito”, al considerar que la información buscaba “sabotear”. EFE