Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Maduro denuncia complot para derrocarlo

Caracas, Venezuela (AP) — El presidente Nicolás Maduro denunció el jueves la desarticulación de una presunta conspiración para derrocarlo en la que estarían implicados opositores locales y destacó que un grupo de oficiales de la aviación militar venezolana, entre ellos un general, fueron detenidos por su supuesta relación con esos hechos.


Publicidad

El plan, según el mandatario, estaba dirigido a ejecutar un “golpe de Estado” y asesinarlo junto conotros dirigentes oficialistas.

El mandatario dijo que “la estrategia trazada desde Washington” consistía en “artillar un avión Tucano y atacar el Palacio de Miraflores… o donde yo participara” en los actos conmemorativos convocados por el oficialismo con motivo del Día de la Juventud, dijo Maduro en un acto de gobierno televisado. Afirmó que el Tucano sería traído del exterior, por lo que ordenó “alertar” a gobiernos vecinos, entre ellos Colombia, para que eviten cualquier incursión desde sus territorios.

“Hemos desarticulado, hemos desmantelado un atentado golpista contra la democracia, contra la estabilidad de nuestra patria. Se trata de un intento de utilizar a un grupo de oficiales de la aviación militar para provocar un hecho violento, un atentado, un ataque”, insistió.

“Están presos los conjurados… estamos desmantelando el resto de este atentado golpista”, destacó Maduro.

El gobernante — a semejanza de su predecesor, el difunto presidente Hugo Chávez— ha denunciado durante sus casi dos años de gobierno unos seis planes de magnicidio y cerca de dos decenas de actos de sabotaje y complot. La oposición ha desestimado esas denuncias asegurando que forman parte de una estrategia del oficialismo para distraer la atención de los venezolanos de los problemas graves que padece el país. Maduro asumió el mando en abril de 2013.

Venezuela está sumida en una crisis económica con una galopante inflación que cerró el año pasado sobre 64%, severos problemas de desabastecimiento, y una recesión que se prevé que se agravará este año por la caída de los precios petroleros que es la principal fuente de ingresos del país.

El mandatario no ofreció más detalles ni prueba alguna.

La denuncia coincidió con la conmemoración del día en que el año pasado comenzaron violentas protestas en Caracas contra el gobierno de Maduro que se extendieron por otras regiones del país.

A partir del 12 de febrero del 2014 y por casi cuatro meses se registraron en Caracas y otras ciudades violentas manifestaciones callejeras contra el gobierno de Maduro que dejaron 43 personas fallecidas, 878 lesionados y centenares de detenidos, entre ellos el líder opositor Leopoldo López, quien está recluido desde hace casi un año en una cárcel militar a las afueras de la Caracas.