Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Al Qaeda se apodera de un arsenal importante en Yemen

Yemen (AP) — La filial de Al Qaeda en Yemen desalojó el viernes a las fuerzas del gobierno de un arsenal poderoso en el este del país y se apoderó de decenas de tanques, lanzacohetes Katyusha y armas de pequeño calibre, dijeron funcionarios de seguridad. Mientras tanto, se intensificaban los bombardeos de la coalición saudí en Saná, la capital, así como en Taiz, la segunda ciudad de Yemen.


Publicidad

El arsenal está situado en Mukalla, la capital de Hadramaut, la mayor provincia del Yemen donde Al Qaeda ha estado consolidando su control. Un día antes, los milicianos habían capturado un importante aeropuerto, una terminal petrolera y la principal base militar.

Las ganancias de Al Qaeda demuestran cómo ha aprovechado el caos en Yemen, donde rebeldes chiíes luchan contra las fuerzas leales al presidente exiliado Abed Rabbo Mansour Hadi. La campaña aérea encabezada por los saudíes en apoyo de Hadi, ahora en su cuarta semana, no ha logrado contener el avance de los rebeldes.

Al Qaeda en la Península Arábiga, como se conoce a la filial Yemení, es considerada la más peligrosa de todas y ha sido vinculada a varios ataques frustrados en Estados Unidos. El grupo se atribuyó el sangriento ataque a una revista satírica francesa en París este año.

Sin embargo, la campaña aérea no ha atacado áreas con presencia de Al Qaeda, incluso Hadramaut, donde el grupo miliciano se ha hecho fuerte desde hace tiempo pese a los ataques estadounidenses con drones y a las operaciones antiterroristas yemeníes. La coalición dijo que apunta a los rebeldes, conocidos como hutíes y no a Al Qaeda.

Las fuerzas leales a Hadi ganaron algún terreno en otros sitios de Hadramaut el viernes cuando los combatientes capturaron el yacimiento petrolífero de Masila, el mayor de la nación, dijo telefónicamente el comandante Ahmed Bammas.

En el otro extremo del país, los bombardeos de la coalición saudí a los rebeldes se intensificaron con ataques en Saná y Taiz, la segunda ciudad. Funcionarios de seguridad dijeron que la intensidad de los ataques era la mayor desde que comenzó la ofensiva aérea el 26 de marzo.

Se elevaban gruesas columnas de humo sobre Saná después que estallaron arsenales en las montañas cerca de la capital y los residentes huían de la violencia, agregaron.

En Taiz, los rebeldes chocaron con unidades del ejército leales a Hadi y los disparos de tanques y ametralladoras pesadas atronaron durante todo el día. Un ataque aéreo hizo impacto en una base militar de la Guardia Republicana aliada con los hutíes, dijeron los funcionarios. [I]