Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Seguridad, asunto prioritario.

Por Alberto Molina

Hay una verdadera psicosis en todo el país, los ciudadanos tratamos de darnos nuestra propia seguridad, ya sea colocando alarmas en los vehículos, dispositivos anti balas en los vidrios, localizadores satelitales, etc. lo mismo en nuestros hogares, ya no son lugares seguros, colocamos cercas eléctricas, guardianes, perros amaestrados y otros artilugios electrónicos.

Alberto Molina

Por Alberto Molina


Publicidad

Hay una verdadera  psicosis en todo el país: los ciudadanos tratamos de darnos nuestra propia seguridad, ya sea colocando alarmas en los vehículos, dispositivos anti balas en los vidrios, localizadores satelitales, etc. Lo mismo en nuestros hogares, ya no son lugares seguros. Colocamos cercas eléctricas, guardianes, perros amaestrados y artilugios electrónicos. Tampoco son seguros los bancos, locales comerciales, restaurantes; amén de las calles donde transitamos, todos los ciudadanos nos encontramos indefensos y con el temor permanente porque en cualquier momento corremos el riesgo de ser asaltados y quién sabe agredidos brutalmente o asesinados.

Los asesinatos por encargo a manos de sicarios se ha vuelto noticia cotidiana; los muertos por “ajuste de cuentas”, el “secuestro exprés”, la audacia y agresividad de los delincuentes ha llegado a grados extremos jamás vistos en nuestro país; desgraciadamente la Policía, a partir del 30-S está prácticamente desarticulada. Las autoridades del Estado están en la obligación de hacer los cambios urgentes que la sociedad demanda, los cambios que se debe hacer en la policía para que sea eficaz y tenga la confianza ciudadana, se debe hacer ¡ya! sin cálculos políticos y conveniencias. La policía ha estado obligada a ejecutar un sinnúmero de misiones que le resulta imposible cumplir con la fundamental -seguridad ciudadana-, tenemos Policía de Tránsito, Judicial, de Migración, de Turismo, Ambiental y varios grupos especiales; además da seguridad a las autoridades de todos los niveles y a sus familiares, a las embajadas,  a bancos, etc.

Los gastos que hace el gobierno en propaganda a través de todos los medios y a toda hora, especialmente las permanentes cadenas invasivas; ese gasto inútil debería orientarse a campañas educativas para que todos los ciudadanos adoptemos normas de seguridad apropiadas; además, debería crear un ambiente de confianza,  incentivar a cada uno de los ecuatorianos y extranjeros residentes en nuestro país a colaborar en esta tarea que debería ser de todos. La inseguridad ha llegado a tales extremos que hay un verdadero clamor por parte de la ciudadanía para que se tomen las medidas necesarias en forma urgente. Las cifras y los hechos son elocuentes hay una escalada de la delincuencia que requiere medidas heroicas.

Se debe establecer una política de Estado  coherente y seria para hacerle frente a la inseguridad; las medidas parches que ha adoptado el gobierno, no solucionan nada; la de sacar a las Fuerzas Armadas a cumplir las misiones de la policía, dejando de cumplir las misiones para las que fueron entrenados y equipados, aún la de sacar a las calles a las unidades de élite de la misma policía tampoco resuelven nada, al igual que los militares, tienen otras tareas, entrenamiento,  equipo y armamento diferente.

Las autoridades de todos los niveles deben asumir sus responsabilidades, el país entero clama por soluciones y resultados. Ya es hora que el Presidente Correa demuestre que es un estadista, lleva ya más de cuatro años en el poder, debe terminar con las confrontaciones y crear un ambiente de confianza para mantener  un diálogo de respeto franco y sincero con todos los ecuatorianos para  juntos, hacerle frente a este  flagelo.

 

2 Comentarios el Seguridad, asunto prioritario.

  1. ¿Cómo
    demuestra ser un estadista una persona que no tiene la buena voluntad para
    serlo?… Inicio partiendo con esto de “buena voluntad” porque por boca del
    mismo ciudadano presidente manifestó que “va a aprender Seguridad” porque en él
    –reconociendo su impulsividad- no cabe el renunciamiento a lo que no sabe,
    quiere saber todo y hacer todo. En un artículo anterior “Las FFAA del ALBA” mi
    coronel Molina específica la desarticulación total dela Seguridad Nacional propiciada
    por Correa para así implantar su propia seguridad con “equipo megacaro pero no
    sofisticado y neófitos personajes que se acreditaron como los expertos hombres
    en brindar la seguridad de la presidencia de la República”.  De allí se desprende todo lo negativo que -en
    el Ecuador de Correa – sucede, desde los robos más simples hasta el sainete
    titulado “magnicidio” que hasta hoy no capitula nada a su favor. Producto de
    este descuartizamiento de los organismos de seguridad del Ejército (Inteligencia)
    y de la Policía (UNASE) la ciudadanía tiene una paranoia manifiesta, hoy se
    duda de todos, no importa si se está en un lugar resguardado por gendarmes que para
    defendernos tienen por arma un tolete o si se está en un recinto cerrado custodiado
    por cámaras ultra modernas porque los videos –con decreto de Correa luego del
    caso patiño.-videos- no sirven para una acusación y los secuestradores, sicarios
    o asaltantes se valen de estas leyes absurdas para salir libres y seguir
    delinquiendo. Entonces cuando en cada sábado el ciudadano presidente minimiza
    con su tono burlesco sobre las estadísticas de la inseguridad es cuando creo
    que no tiene ninguna intención de ser un buen estadista sino un común dictador
    que poco o nada le interesa la protección que todos los ciudadanos nos
    merecemos. ¿Quién no tiene un familiar asaltado o no lo ha pasado en carne
    propia o han asesinado a un ser querido? Nadie se escapa a esta maldición que
    antes existía pero no en tan acentuada, antes robaban hoy asesinan, antes
    secuestraban hoy lo entregan en pedacitos en un saco de yute. Finalizo
    asegurando que  enfrentar el “flagelo”
    viene siendo ya no una necesidad sino una forma de supervivencia en este
    Ecuador infestado por la migración autorizada por Correa, lo cual no olvidemos
    que fue su propuesta de campaña o ¿pago anticipado para que este territorio sea
    un descanso para guerrilleros, traficantes o tratantes de blancas???… El
    tiempo será el mejor juez para determinar culpables con la pena de que se hayan
    sumado cantidad de cruces que dice: “en paz descanse”…  César R. Valverde Ayllón…

  2. 1.- SOLTAR A LOS PRESOS DE LAS CARCELES. 2.- CERRAR LA BASE DE MANTA. 3.-PERMITIR LA ENTRADA AL PAIS, SIN VISADO NI ANTECEDENTES PENALES. 4.- DESARMAR A LA POBLACION HONESTA E IMPEDIR QUE SE ARMEN PARA SU AUTODEFENSA. ¿ QUIEN, SINO UN DELINCUENTE,SERIA CAPAZ DE HACER TODO ESTO.?

Los comentarios están cerrados.