Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Detienen a Antonio Ledezma, alcalde opositor de Caracas

En esta foto del 27 de octubre de 2009, el alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, izquierda, participa en una sesiópn del senado en Brasilia, Brasil. Dirigentes opositores venezolanos informaron que Ledezma fue arrestado en Caracas, el jueves 19 de febrero de 2015, sin confirmación oficial inmediata. (AP Photo/Eraldo Peres, File)

El alcalde de Caracas Antonio Ledezma, acérrimo crítico de los gobiernos de Hugo Chávez y su sucesor Nicolás Maduro, fue detenido el jueves por agentes de la policía política venezolana.


Publicidad

Según medios de prensa venezolanos, los agentes hicieron tiros al aire para dispersar a la gente que intentaba impedir la captura del alcalde.

La información fue confirmado por su equipo de prensa, quienes detallaron que el Ledezma se encontraba en su oficina, ubicada en la Torre Exa, (El Rosal), cuando los funcionarios llegaron para practicar un allanamiento.

Una testigo que se encontraba en el lugar dijo que los presuntos agentes portaban pistolas y que cerraron las vías. Poco después hubo disparos por lo que la gente a los alrededores empezó a correr.

Minutos antes de ser llevado por los uniformados, Ledezma escribió en Twitter: “Mi oficina pretende ser allanada en este momento por varios policías del régimen, torre Exa, el Rosal”.

La pasada semana el alcalde del municipio Libertador de Caracas, el chavista Jorge Rodríguez, acusó a Ledezma y al diputado opositor Julio Borges de ser los autores intelectuales del intento de golpe de Estado desarticulado, según anunció el presidente venezolano, Nicolás Maduro, un día antes de que se llevase a cabo el pasado 12 de febrero.

El presidente del parlamento venezolano, el oficialista Diosdado Cabello, aseguró por su parte que en el supuesto complot, identificado como “plan Jericó”, estaban involucrados los opositores Ledezma, Borges, María Corina Machado y Diego Arria, ex embajador de Venezuela en la ONU.

Ledezma rechazó entonces esos señalamientos y destacó que “en lo que va de régimen de Maduro ya van 12 supuestos golpes de Estado. Aquí los que tienen el golpismo en los tuétanos son estos señores que están en el Gobierno”.

“El Gobierno habla de movimientos de desestabilización, y lo que desestabiliza el país es la corrupción”, añadió.

El diputado opositor Richard Blanco, perteneciente al partido de Ledezma, Alianza Bravo Pueblo (ABP), y la dirigente opositora María Corina Machado, que se acercaron hoy al lugar de la detención, aseguraron a los periodistas que los agentes dispararon al aire, derribaron las puertas del despacho del alcalde metropolitano y se lo llevaron esposado.

Blanco y Machado se desplazaron a continuación a la sede del Sebin en la plaza Venezuela de la capital, adonde se llevaron al alcalde detenido.

Funcionarios del ministerio de Interior y Justicia, al que están adscritos los cuerpos policiales, no estuvieron disponibles para un comentario el jueves.

Un miembro del equipo de seguridad de Ledezma, bajo la condición del anonimato, relató a la AP que alrededor de las cinco de la tarde un grupo de agentes, que portaban chaquetas negras con las siglas del Sebin en sus espaldas, llegaron a las oficinas del alcalde e intentaron ingresar. Como no mostraron una orden judicial, los escoltas se negaron a darle paso.

Acto seguido se presentó un grupo de enmascarados con uniformes de camuflado gris, sin identificación, quienes se abrieron paso destrozando con las culatas de sus fusiles la puerta de vidrio de las oficinas.

En un vídeo de seguridad del edificio se pudo apreciar cuando el alcalde a empujones era retirado del edificio, donde en las afueras esperaban varias decenas de agentes, que se retiraron rápidamente del lugar.

Ledezma fue elegido alcalde de la capital venezolana en noviembre de 2008 y reelecto en el 2013. En abril 2009 la Asamblea Nacional –con mayoría oficialista– lo despojó de la mayoría de sus atribuciones, dependencias y presupuesto un mes después que el ahora fallecido presidente Chávez asumió, con el apoyo de militares, los principales puertos y aeropuertos del país, la mayoría de los cuales estaban en manos de gobernadores opositores.

Maduro reiteró el jueves durante un acto público su denuncia del 12 de febrero de que había sido desarticulado un supuesto plan para derrocarlo y asesinarlo junto con otros dirigentes oficialistas.

El mandatario ha dicho repetidamente, sin mostrar pruebas, que el presunto plan implicaba el uso de un avión Tucano para atacar el palacio presidencial.

Maduro, que asumió la presidencia en abril de 2013, ha denunciado varios planes de magnicidio y golpe de estado y más de una decena de actos de sabotaje. La oposición ha desestimado las denuncias y las ha atribuido a una estrategia del oficialismo para distraer la atención de los venezolanos de la difícil situación económica que enfrenta el país.

Venezuela está sumida en una crisis económica con una galopante inflación que cerró el año pasado sobre 64%, severos problemas de desabastecimiento, y una recesión que se prevé que se agravará este año por la caída de los precios petroleros que es la principal fuente de ingresos del país.

Con informes de EFE y AP.