Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa: Cumbre de Panamá marcó punto de inflexión, pese a injerencias

Foto: Santiago Armas / Presidencia de la República

Quito.- El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, aseguró hoy que la Cumbre de las Américas celebrada en Panamá, marcó un punto de inflexión en la región, pese a que aún se advierten injerencias de Estados Unidos.


Publicidad

“La VII Cumbre de las Américas marcó un punto de inflexión en la historia regional”, pues, además de la presencia de Cuba por primera vez en el foro, “América Latina y el Caribe (estuvieron) más firmes y soberanos que nunca”, escribió Correa en su cuenta de Twitter.

“Nuestros pueblos ya no aceptan tutelajes ni intervencionismos. América Latina habló claro y alto” en Panamá, añadió Correa, que dijo coincidir con su colega estadounidense, Barack Obama, en el sentido de no usar la aparente injerencia norteamericana para justificar los fracasos en la región.

“Coincido con Pdte. Obama en estar atentos en no utilizar la injerencia USA para justificar nuestros fracasos. Las principales contradicciones son nuestras y la liberación depende sobre todo de nosotros mismos”, afirmó el mandatario ecuatoriano.

“La victimización le ha hecho mucho daño a nuestros pueblos”, aunque “lamentablemente, la orden ejecutiva contra Venezuela, o el pedido de fondos al Senado para injerencia en Ecuador y otros países, no son cosas del pasado, son cosas del presente”, apostilló Correa.

Correa se refirió con estos mensajes a la reciente orden ejecutiva del presidente Obama que declara a Venezuela una “amenaza” para la seguridad de EE.UU. y a una petición de fondos del Gobierno estadounidense para promover la libertad de prensa, los derechos humanos y la democracia en Cuba, Venezuela, Nicaragua y Ecuador.

La VII Cumbre de las Américas culminó el pasado sábado en Panamá marcada por la histórica participación de Cuba y la renovación de las relaciones hemisféricas que ha traído aparejada, sin que ello impidiera críticas a EE.UU. por su “intervencionismo” en la región. EFE [I]