Ecuador. Sábado 27 de Mayo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Ecuador celebrará juicio por crímenes de lesa humanidad denunciados por Alfaro Vive

Ex miembros de Alfaro Vive Carajo. Foto de Archivo.

La Corte Nacional de Justicia de Ecuador acogerá la próxima semana el primer juicio en ese país por crímenes de lesa humanidad, en el que cinco acusados se sentarán en el banquillo por supuestos delitos cometidos entre 1985 y 1988, informó hoy la Fiscalía General del Estado (FGE).

Se trata del caso “Vaca, Cajas, Jarrín”, donde están procesados exmilitares (generales y coroneles) y un general de Policía en servicio pasivo, quienes habrían pertenecido “a la estructura de represión estatal que, en forma sistemática y generalizada”, y a quienes se acusa de la comisión de “crímenes contra la humanidad”.

Los denunciantes son Luis Vaca, Susana Cajas y Javier Jarrín integrantes del grupo “Alfaro Vive Carajo“, cuyos derechos humanos fueron violentados entre 1985 y 1988, durante el Gobierno del presidente León Febres-Cordero (1984-1988), indicó el Ministerio Público.

Alfaro Vive Carajo fue un movimiento terrorista, vinculado al M-19 de Colombia, y de inspiración castrista, que intentó tomar el poder por las armas durante la primera mitad de la década de los 80, cuando el Ecuador había retornado a la democracia. Se concentraron en asaltar bancos y fueron autores del secuestro del banquero Nahín Isaías, quien murió durante el rescate.

Para el juicio, que comenzará el lunes, han sido convocados 69 testigos y se presentarán 11 peritajes, además de 70 documentos.

En este caso se convocó a juicio a ocho personas, de las cuales tres están prófugas (uno de ellos en Estados Unidos) y no se les puede juzgar en ausencia, precisó la fuente.

Según la Fiscalía, Vaca, Cajas y Jarrín, que ahora bordean los 50 años, fueron detenidos en 1985 de forma “arbitraria”, torturados, hubo violencia sexual y comenzó “la desaparición forzada inclusive”, porque las autoridades negaban haberlos capturado.

“Después de dos semanas de tortura y violencia sexual, a Susana Cajas y Javier Jarrín se les deja con las manos atadas en un potrero”, relató y añadió que pocos segundos después un grupo de policías los detuvieron.

A Vaca lo mantuvieron “detenido y desaparecido por casi tres años” e incluso con el paso del tiempo, borraron sus archivos del Registro Civil dificultando aún más la búsqueda por parte de sus familiares o el seguimiento del caso por parte de instancias internacionales.

Comentó que Vaca tenía un hermano que era militar y “casi por casualidad” descubrió donde estaba su pariente: “Al poco tiempo, el hermano de Luis Vaca estaba muerto”, dijo al añadir que la esposa de Vaca también fue “detenida arbitrariamente (estando) embarazada y dio a luz en la cárcel”.

Agregó que también la hermana de Cajas fue “detenida arbitrariamente y torturada”. Actualmente Susana Cajas es asambleísta suplente por el movimiento PAIS:

Los crímenes de lesa humanidad que se indagan en este caso son detención ilegal, violencia sexual, tortura y desaparición forzada.  (I)

  • Con reportes de EFE.