Ecuador. Viernes 18 de Agosto de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Candidatos agitan calles y redes en últimos días de campaña

Los ocho candidatos a la Presidencia de Ecuador agitaron hoy las calles, los medios y las redes sociales en busca del apoyo de los aún indecisos, en los últimos días de una campaña electoral que ha ido de menos a más y que concluirá a la medianoche del jueves.


Publicidad

Los postulantes empezaron a cerrar sus campañas con mucho ruido en diferentes ciudades, aunque se espera un gran final proselitista el jueves antes de la medianoche, cuando empezará un “silencio electoral” de dos días para que los electores reflexionen sobre su voto.

La candidata socialcristiana Cynthia Viteri encabezó una caravana y presidió una gran concentración en el sur de Quito, donde expresó con mucha decisión su convencimiento de que ganará las elecciones del domingo.

La líder opositora se refirió a las denuncias de corrupción que endilga al Gobierno y ofreció impulsar un proceso de “justicia sin venganza” contra los deshonestos si llega al Ejecutivo.

“Ante la descomposición y desmoronamiento del correísmo (por el presidente Rafael Correa) procederé sin rencor, pero con el debido proceso en un Estado de derecho, para que los victimarios no se conviertan en víctimas, ni las víctimas resulten perseguidas por la justicia, por el simple hecho de exigirla”, señaló Viteri en un último anuncio.

También dijo que, si llega a la Presidencia, convocará a una consulta popular, como la medida más ágil para ejercer ciertas reformas sobre su plan de trabajo, que incluye la eliminación de impuestos, vivienda para gente pobre, flexibilización laboral y educación universal.

Viteri aseguró que el nuevo gobernante recibirá un país “sobre-endeudado y dividido” y por eso dijo que desde el poder llamará a “la unidad y la reconciliación”, sobre todo de aquellos ciudadanos que han creído en el Gobierno de Correa, pero que han sido traicionados por el gobernante.

Dijo que está dispuesta a “levantar esta nación piedra por piedra”, pues se siente como la “representante de un país que quiere un cambio del bueno”.

De su lado, Lenín Moreno, candidato del oficialismo, cerró hoy su campaña en el sector sur del país con una nutrida concentración en la ciudad de Cuenca, alentado por el multitudinario mitin político que encabezó el lunes en la ciudad costera de Portoviejo.

Becas para estudiantes, crear cuarenta universidades tecnológicas, créditos blandos para jóvenes emprendedores y amas de casa, entre otras ofertas, prometió Moreno.

El candidato populista Patricio Zuquilanda recorrió zonas de la provincia de Carchi, fronteriza con Colombia, donde prometió una política diferenciada de impuestos si llega a la Presidencia.

Las provincias fronterizas de “Imbabura y Carchi necesitan financiación para su desarrollo económico y, por ello, entregaré un bono productivo de entre 1.000 y 3.000 dólares” para emprendimientos, sostuvo.

El independiente Iván Espinel también gastó suela en su recorrido por barrios de la ciudad de Guayaquil, la más poblada del país, donde ofreció, en caso de ganar las elecciones, ordenar que los centros de salud del Estado en todo el país mantengan su atención todo el día durante toda la semana (24/7).

El populista Abdalá “Dalo” Bucaram mantuvo hoy su confrontación con el Gobierno de Correa y reiteró sus denuncias de corrupción, aunque también tuvo que salir en redes para aceptar que fue su hermano, Jacobo, quien agredió el lunes a un pariente del vicepresidente Jorge Glas, en un restaurante en Guayaquil.

El incidente ha sido ampliamente reproducido en las redes sociales, donde se ha desatado una oleada de comentarios a favor y en contra del candidato.

El socialdemócrata Paco Moncayo cumplió su agenda proselitista en la provincia costera de Manabí, donde volvió a posicionar los temas en favor de la agricultura, reformas a la educación y apoyo a emprendimientos de jóvenes.

El postulante independiente Washington Pesántez efectuó su gestión proselitista en Quito y volvió a destacar sus reproches a las denuncias de corrupción que salpican a exautoridades del Gobierno.

También se lamentó de las supuestas desigualdades electorales en Ecuador. “Ha sido una campaña atípica, desigual, donde ha primado el ataque y las ofertas fáciles”, agregó Pesántez.

El centroderechista Guillermo Lasso, en Guayaquil, hizo hincapié en la protección del voto de los ciudadanos en los comicios del domingo y llamó a sus correligionarios a cuidar el proceso de votaciones.

“No vamos a permitir fraude electoral”, remarcó Lasso. EFE