Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Un enfermero en Texas es la segunda persona contagiada de ébola fuera de África

Un letrero marca la entrada a la sala de emergencias del Hospital Texas Health Presbyterian en Dallas, donde fue atendido el primer enfermo de ébola de Estados Unidos, Thomas Eric Duncan, en esta fotografía de archivo del 8 de octubre de 2014. (Foto AP/LM Otero, Archivo)

Un sanitario del hospital de Dallas que atendió al primer paciente diagnosticado con el ébola en EEUU ha dado positivo en una primera prueba, según anunció hoy en su web el departamento de Salud de Texas.


Publicidad

Se espera la confirmación definitiva con un segundo test que será realizado por el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Atlanta.

El hombre se encuentra “estable” y está aislado, informaron hoy las autoridades de salud de Texas.

La familia del trabajador ha pedido privacidad y, por tanto, su identidad no será revelada, según explicó en una rueda de prensa el doctor Dan Varga, del departamento de Recursos de Salud de Texas.

El sanitario atendió en el hospital presbiteriano de Dallas a Thomas Eric Duncan, la primera persona diagnosticada con ébola en Estados Unidos y que falleció el pasado miércoles, y se someterá a un segundo test para la confirmación definitiva del contagio que será realizado por los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés).

De confirmarse el contagio, sería el primer caso de transmisión de la enfermedad dentro de Estados Unidos.

El paciente, cuya prueba preliminar positiva fue realizada por el Servicio de Salud estatal, comunicó que tenía fiebre baja en la noche del viernes y desde entonces fue aislado.

Según el doctor Varga, durante el cuidado de Duncan el trabajador llevaba el “equipo completo” de protección, con bata, guantes y máscara, requerido por los CDC para las personas que entran en contacto con enfermos de ébola.

Todos los trabajadores del hospital presbiteriano de Dallas que estuvieron involucrados en el cuidado de Duncan están siendo monitoreados para encontrar otros “potenciales casos” de contagio “tan pronto como sea posible”, señaló Varga.

Además, los contactos más cercanos del nuevo paciente también han sido puestos en régimen de aislamiento.

“Obviamente son malas noticias”, pero no debe cundir el “pánico”, pidió a los ciudadanos el juez Clay Jenkins, del condado de Dallas, durante la rueda de prensa.

Por su parte, el alcalde de Dallas, Mike Rawlings, dijo que un equipo especial de la policía se ha trasladado al complejo de apartamentos donde vive el trabajador sanitario para desinfectar y limpiar las zonas comunes.

Mientras, el presidente de EEUU, Barack Obama, ha sido informado del nuevo caso por su asesora para Seguridad Nacional y contra el Terrorismo, Lisa Monaco.

Duncan, natural de Liberia y fallecido el pasado miércoles, fue el primer caso de ébola diagnosticado en Estados Unidos.

Llegó a EEUU el pasado 20 de septiembre y a los pocos días se le manifestaron los primeros síntomas del virus, que al parecer contrajo en su Liberia natal cuando ayudó a trasladar a una vecina enferma de ébola a un centro médico. EFE