Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Retrato atribuido recientemente a Velázquez vendido en subasta

Un retrato inédito atribuido al pintor sevillano Diego Velázquez (1599-1660) fue subastado ayer en la sala Bonhams de Londres por 3,5 millones de euros. Su comprador fue Alfred Bader, un coleccionista y galerista de Estados Unidos. Este retrato de un caballero, de busto, con una túnica en blanco y negro de cuello golilla iba a ser subastado por la sala Bonhams en Oxford en agosto de 2010 como parte de un lote de pinturas del artista británico Matthew Shepperson, pero los conservadores de la casa de subastas en Londres decidieron someter el lienzo a una investigación, al apreciar semejanzas con el estilo de Velázquez.


Publicidad

Tras los análisis técnicos y los rayos X que confirmaron la atribución, la sala Bonhams decidió poner a subasta esta pieza (de 47 x 39 cm) donde se observa medio busto de un caballero de túnica negra. Peter Cherry, profesor de Historia del Arte del Trinity Collage de Dublin, determinó que el cuadro era del artista sevillano.

Aunque la identidad del retratado es desconocida se sospecha que pudiera ser Juan Mateos, hábil cazador, quien por sus méritos llegó a ser ballestero mayor de Felipe IV.

Andrew McKenzie, director de Pintura Antigua de Bonhams, asegura que este es un “extraordinario retrato”, que tras pasar por largas investigaciones se ha concluido que podría haber sido pintado por la mano de Velázquez. Según señala la sala de subastas Bonhams, Carmen Garrido, jefe de Servicios Técnicos en el Museo Prado en Madrid, fue consultada para verificar la atribución de la pintura, y aseguran que los análisis técnicos y las radiografía confirman la atribución a Velázquez.

El retrato inédito atribuido a Diego Velázquez (1599-1660) “es obra de la mano de Velázquez y debería estar en el Museo del Prado”, en opinión del profesor Benito Navarrete. Experto en el maestro universal, Navarrete declaró que el cuadro, cuyo precio se ha tasado entre 2,3 y 3,4 millones de euros, “es un pieza de interés que tendría su sentido en el Museo del Prado”. Frente a esta postura, el hispanista estadounidense Jonathan Brown comentó recientemente durante una entrevista que, a pesar de que no ha visto la obra, no cree que este retrato “aporte mucho al conocimiento” que existe sobre el artista sevillano.