Ecuador. viernes 24 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

María Pagés intenta dar voz a mujer que rechaza sometimiento en “Yo, Carmen”

Foto .mariapages.com

Cali (Colombia),  (EFE).- La bailaora y coreógrafa española María Pagés aseguró que su obra “Yo, Carmen”, una adaptación de la ópera “Carmen”, de Georges Bizet, estrenada en París en el siglo XIX, intenta darle visibilidad a la mujer que rechaza el sometimiento “para poder alzar su voz y ser ella”.


Publicidad

“La igualdad entre hombres y mujeres aún no existe. Hay problemas sociales con esto, hay problemas de poder, hay problemas de sometimiento, esto existe. Yo creo que en ‘Yo, Carmen’ precisamente lo que intentamos es dar la voz a esa mujer que vale por sí misma”, dijo la coreógrafa española en una entrevista con Efe en Cali, en el suroeste de Colombia.

En ese sentido, destacó que casos como los del productor de cine Harvey Weinstein, acusado por decenas de comportamientos sexuales abusivos y supuestas violaciones, solo destaparon algo que considera que había “estado callado y oculto pero que todo el mundo, más o menos, sabía de su existencia”.

“Sobre todo es la mujer la afectada, la víctima en estas cosas, tiene que someterse a ciertas cosas por acceder a un puesto de trabajo, me parece que es escandaloso”, dijo.

Pagés, una de las grandes representantes del baile flamenco que colaboró en distintos proyectos con figuras como Plácido Domingo y José Saramago, participa en la Tercera Bienal de Danza de Cali con “Yo, Carmen”, que muestra a la mujer “que se inventa todos los días a sí misma”, no a la “inventada” por los hombres.

“Es una reflexión de un personaje que todo el mundo tiene en la cabeza, que es el de Carmen, pero no van a encontrar a esa Carmen imaginada por los hombres, a esa mujer que enseguida viene a la cabeza o que enseguida todos tienen estereotipada sobre la novela, sobre la opera”, dijo sobre la adaptación.

Para su presentación en Cali, “Yo, Carmen” cuenta con un elenco de siete bailaoras, dos cantaoras y ocho músicos que tienen “muchas giras” y hacen del espectáculo algo más “potente”.

“Hemos estado en el festival de Edimburgo en agosto, donde nos fue muy bien y venimos muy fuertes, con muchas ganas y con el espectáculo ya hecho, ya rodado, muy redondo”, añadió.

En su visita a Cali, la coreógrafa española también dictó una clase maestra de flamenco a más de una docena de bailarines colombianos, que consideró pone de manifiesto una necesidad de formación en el país.

“Encontré muchas ganas, mucha pasión, mucha generosidad, mucha ilusión. Eso es maravilloso porque la danza es una de las grandes artes que tiene el ser humano, es algo que es innato en nosotros, pero no es una de las artes más puestas en valor o más protagonista en nuestra sociedad”, aseguró.

Pagés valoró la actitud de los participantes y dijo que espera que la Bienal de Danza de Cali, que empezó el 31 de octubre y terminará el 6 de septiembre, siga “abriendo” puertas para la enseñanza del baile en Colombia.

“Además de ser una bienal donde se muestran los espectáculos de danza, la actualidad y lo que está en elite, también va abriendo caminos y puertas para la formación y yo creo que eso está muy bien porque hay mucha necesidad de ello”, aseveró.

Por otra parte, aseguró que su compañía trabaja en la puesta en escena de la obra “Una oda al tiempo”, a cuya preparación le han dedicado “todo el año a una marcha enorme de intensidad”.

“Va a estar en plenitud en poco tiempo, ya está prácticamente hecha y ya queremos presentarla para empezar a rodarla y a trabajarla. Estamos en plena ebullición creativa.”, concluyó la bailaora española. EFE

jga/cpy/dmt