Ecuador. Lunes 29 de Mayo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

El hijo de Ergogan investigado en Italia por supuesta fuga de capitales

Recep Tayyip Erdogan

Roma (EFE).- La Justicia italiana ha abierto una investigación por supuesta fuga de capitales a Necmettin Bilal Erdogan, hijo del presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, confirmó hoy a Efe el abogado italiano que ha presentado la denuncia, Massimiliano Annetta.

La Fiscalía de Bolonia (norte) ha abierto una investigación después de que el bufete de abogados de Annetta entregara una denuncia a petición de Murat Hakan Uzan, empresario turco, opositor a Erdogan y refugiado político en Francia.

En el documento, al que ha tenido acceso Efe, se exponen las sospechas de Hakan Uzan de que Bilal Erdogan, de 35 años, hubiera utilizado Italia para sacar de Turquía “una gran suma de dinero”.

Según el empresario nacido en Estambul en 1967, “Bilal Erdogan habría huido a Italia el pasado 27 de septiembre con una gran suma de dinero, poniendo en marcha un plan de fuga antes de las elecciones celebradas en noviembre” en Turquía, expone el texto.

La denuncia alerta de que entonces Bilal Erdogan disponía de un permiso de dos años para acabar unos estudios en Bolonia.

Según los medios locales, Bilal Erdogan contaba con un permiso que le permitía residir en la ciudad italiana con su familia hasta completar un doctorado en relaciones internacionales en el campus boloñés de la universidad John Hopkins.

El hombre de negocios turco, opositor de Erdogan y refugiado político en Francia, afirma que Bilal Erdogan llegó a Italia acompañado de “guardaespaldas armados a los que no se les consintió inicialmente el ingreso al país”, hasta que se les facilitaron “pasaportes diplomáticos turcos”.

En la denuncia, el empresario cita a medios turcos que alertaron que Bilal Erdogan había abandonado Turquía después de que el 7 de junio de 2013 el Partido Justicia y Desarrollo (AKP) hubiera perdido por primera vez desde 2002 la mayoría absoluta en el Parlamento.

Ese mismo año, a finales de 2013, la Justicia turca abrió una investigación judicial en el país por corrupción que salpicó a círculos cercanos al entonces primer ministro y actual presidente del país, que llevó al arresto de varias personas, incluidos los hijos de tres exministros y destacados empresarios.

Para apoyar sus acusaciones, el documento entregado a la Justicia italiana incluye la transcripción de unas supuestas conversaciones mantenidas por entonces entre el actual presidente turco y su hijo, en las que Erdogan padre habría pedido al hijo “portar fuera” del país el dinero que guardaban en “la caja fuerte” personal. EFE (I)

lsc/psh