Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Moreno analiza supuesta invitación a mediar en liberación de rehenes de FARC

El vicepresidente de Ecuador, Lenin Moreno, analiza la invitación del Gobierno de Colombia, a través de una “Comisión Facilitadora Civil”, para participar como “mediador” en la liberación de los últimos soldados y policías colombianos en manos de las FARC, según un comunicado de la Vicepresidencia ecuatoriana.


Publicidad

El comunicado difundido hoy señala que, según la invitación cursada este fin de semana, se ha considerado la participación de Moreno, candidato a Premio Nobel de la Paz, tomando en cuenta “sus apuestas de vida que han sido un aporte importante para el futuro de Colombia en el marco de la paz, dignidad y justicia”.

“Ha sido crucial el apoyo del Gobierno del Ecuador durante los procesos de humanización para el logro de la paz en Colombia”, finaliza el comunicado.

Sin embargo, la jefe de prensa del Ministerio colombiano de Defensa, Adriana Vivas, informó a Efe que en todas las reuniones para preparar la logística de los operativos, nunca se ha barajado la posibilidad de que esté involucrado otro país que no sea Brasil, quien ayuda con helicópteros.

Vivas también indicó que “el Gobierno no tiene constancia de que exista esa Comisión Facilitadora Civil y que el único grupo civil que va a mediar es Colombianos y Colombianas por la Paz (CCP)“, organización que también dijo a Efe “desconocer absolutamente” esa invitación a Moreno en el proceso de la liberación de los rehenes.

De igual forma, una fuente de la embajada de Colombia en Quito, respondió a Efe que no tienen “ningún dato oficial al respecto”.

El Gobierno colombiano dio luz verde al operativo para la liberación de los militares y policías cautivos de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), guerrilla que tiene previsto entregarlos en dos misiones, los días 2 y 4 de abril próximo.

El operativo se activará el 1 de abril con la orden de suspensión de acciones militares en el área geográfica general en la que los rebeldes vayan a liberar a un primer grupo de cautivos. EFE

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=KbOWujt4kW8[/youtube]

Notas relacionadas:

Asamblea condecorará al vicepresidente Moreno

1 Comentario el Moreno analiza supuesta invitación a mediar en liberación de rehenes de FARC

  1. LOS CUBANOS EN QUITO, SU APARENTE REALIDAD

    En el mes de mayo en Radio Colón una aparente verdad que me dejó muy asustado. El Crnel. (ret) Patricio Haro, denunciaba sobre la presencia de grupos cubanos llamados los “Pardos”, entre los supuestos inmigrantes legales e ilegales que pululan en muchos sectores de Quito. Resulta que los “pardos” son grupos militares cubanos, entrenados para guerra y subversión callejera. Actualmente hay confirmados 50 de estos militares, y que se esperan o ya están llegando 1200 de estos. Se han instalado en sectores o han formado colonias, que abarcan, poniendo un plano de Quito, una perfecta media luna, en lo que ahora llamamos el “hipercentro”. Que abarca desde el centro de Quito hasta más o menos el aeropuerto. Han formado colonias en El Batán, La Florida (aeropuerto), La Mariscal, entre otras. En el hipercentro están los ministerios, embajadas, residencias de embajadas, casco comercial, es decir el alma de la ciudad. En realidad se han apoderado de amplias zonas de los sectores estratégicos, en muchos casos a las malas. Hay la denuncia de un Dr. Páez, de que fue objeto de coerción por parte de sujetos de acento caribeño, para que deje su casa en la zona de la Mariscal. Al no lograr sus objetivos optaron por reducirlo usando técnicas no muy normales entre civiles, para inmovilizarle y romperle el hombro. Actualmente, su denuncia está puesta en la Fiscalía, donde seguramente no pasará nada. Para los quiteños, es conocido ver a gente casi rapada, alta, joven y fornida caminando por zonas de Quito, ahora se comprende la casi perfecta simetría que tienen estos supuestos migrantes cubanos, ninguno es flaco, de pelo largo, gordo, con barba, etc. Parecen cortados por la misma tijera. Además la nueva modalidad es asalto a recepciones en casas o lugares donde se realizan eventos.
    El ex director de Inteligencia del Ejército Mario Pazmiño asistió también a la entrevista radial y recordó que en El Batán circularon panfletos, en los cuales los cubanos advirtieron a los moradores de la zona no meterse en problemas porque ellos iban a “defender la revolución”. Detalló que, entre 2002 y 2007, alrededor de 1 775 cubanos han ingresado al país, la mayoría para laborar como médicos, turistas y educadores. De 2008 a 2009, se registraron alrededor de 5 615 cubanos. Desde 2009 hasta lo que va de 2010, hay 8 000 isleños.
    El último un asalto en el domicilio de un Sr. Wandemberg, que celebraba su cumpleaños, entraron 7 sujetos con acento caribeño y desvalijaron a todo el mundo. La pregunta es ¿dónde está el defensor del Pueblo? ¿Dónde esta la Cancillería?, ¿dónde está la Policía? Vemos como a los ecuatorianos que han recibido un mal trato en España o EEUU hubo pronunciamientos de Cancillería, Defensoría del Pueblo, etc. Pero si pasa en Ecuador, donde extranjeros provocan crímenes o lesiones a ecuatorianos en suelo ecuatoriano, no hay nada. Sólo son secretos a voces, que ahora parece esta mafia cubana, está apadrinada lamentablemente por nuestras autoridades, para defender su “revolución”. Si pueden pasen este mail, por lo menos hagamos público este gran problema, que puede causarnos grandes problemas. Ya vemos lo que pasa en Venezuela, están instalados en Bolivia, y aquí están germinando. Vamos y denunciemos, si podemos hablar con alguien hagámoslo, esto puede llegar muy lejos, y cuando pase y queramos reaccionar, nuestros hijos tendrán boina roja y una AK 47. Este gobierno no es lo que parece, es un camaleón que no se sabe que color tiene, pero por ciertas actitudes como esta, que hace ver que algo grave nos viene. Por lo tanto alertas…hay que tener cuidado!!

Los comentarios están cerrados.