Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Impiden a Lilian Tintori y veedores de la IS visitar a Leopoldo López en Ramo Verde

Lilian Tintori (c), esposa del líder opositor venezolano Leopoldo López, sostiene una imagen religiosa a su llegada para una audiencia del juicio contra López el miércoles 13 de agosto de 2014, en el Palacio de Justicia de Caracas (Venezuela). López, que está preso desde el 18 de febrero, está acusado de instigación pública, agavillamiento (asociación para delinquir), daños a la propiedad e incendio por los hechos violentos del pasado 12 de febrero en Caracas, que fueron el estallido para las protestas antigubernamentales que se registraron hasta mayo pasado. EFE/Miguel Gutiérrez

Caracas, 15 nov (EFE).- Las sanciones y castigos contra el dirigente opositor venezolano, Leopoldo López, recluido en una prisión militar desde hace casi nueve meses, impidió hoy la visita de sus familiares y de una delegación de la Internacional Socialista.


Publicidad

Funcionarios militares de la prisión de Ramo Verde, como se le conoce al centro de detención donde se encuentra el político opositor, impidieron el paso de la esposa de López, los padres, y dos representantes de la Internacional Socialista, afirmando que sobre el dirigente se mantiene una prohibición de visitas.

“Él no está aislado, él tiene una restricción de visita”, explicó un funcionario militar a la esposa del político, Lilian Tintori, en la puerta de la instalación ubicada a las afueras de Caracas.

En reiteradas oportunidades, Titonri ha denunciado que el opositor es víctima de prolongados aislamientos , como una forma de “tortura psicológica” como una forma de “doblegar” su “espíritu”.

Sin embargo la fiscal general venezolana, Luisa Ortega , ha asegurado que todos los derechos fundamentales de López se encuentran garantizados en el recinto militar.

“Claro que estamos aislados (…) desde hace tres semanas, yo llevo nueve meses acá y durante los primeros cinco meses no nos abrían los candados de la celda”, gritó hoy López desde su celda, cuando su esposa le preguntó si era cierto que estaba aislado.

Según el opositor, aislamiento significa que las celdas se mantienen cerradas, que no pueden recibir visitas, que son privados del derecho a la correspondencia, en incluso que sus conversaciones son grabadas.

“A veces tenemos que perder algo para recuperarlo para siempre (…) y vamos a recuperar la libertad para siempre”, añadió López antes de que los custodios de la prisión encendieran una sirena que, según Tintori, es usada para impedir que se escuche lo que dice López.

Los familiares de López se mantuvieron frente a la prisión por cerca de 30 minutos, acompañados de los políticos chilenos José Antonio Viera Gallo y Claudio Herrera, que acudieron al lugar como parte de una delegación de la Internacional Socialista, que buscaba conocer “de primera mano” la situación del fundador del partido Voluntad Popular (VP).

“Nosotros hemos podido constatar, a pesar de que no nos han permitido entrar al recinto penitenciario, la situación de aislamiento en la que se encuentra Leopoldo López y lo demás presos”, dijo a EFE Viera Gallo, desde Ramo Verde.

El exministro chileno además agregó que, informará de lo ocurrido al Consejo Mundial de la Internacional Socialista que tendrá lugar el 14 de diciembre en Ginebra.

Viera Gallo, aseveró que, quiso comunicar “la preocupación de la Internacional Socialista a las autoridades del Gobierno venezolano”, sobre el caso de López, pero “desgraciadamente no hemos sido recibido pese a formular numerosas peticiones al respecto”, añadió.

Encerrado desde el pasado 18 de febrero, tras el inicio de una ola de manifestaciones contra el Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, López es uno de los más férreos opositores del Gobierno venezolano.

Está siendo juzgado, desde el pasado 23 de julio, por los delitos de instigación pública, agavillamiento (asociación para delinquir), daños a la propiedad e incendio por los hechos ocurridos en la capital venezolana el pasado 12 de febrero.

Ese día, tras una manifestación convocada, entre otros, por él, un grupo de personas arremetió contra oficinas del Ministerio Público en Caracas en una jornada que se saldó con tres muertos y decenas de heridos y detenidos y que dio comienzo a una ola de protestas antigubernamentales en el país por más de cuatro meses.

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, acusó poco después a López de buscar su salida mediante la violencia, afirmación que el líder de VP siempre ha negado.

El pasado 9 de octubre se dio a conocer un documento en el que el Grupo de Detenciones Arbitrarias de las Naciones Unidas (ONU) recomendaba la liberación “inmediata” de López, razón por la que su defensa presentó una solicitud de liberación, y que fue negada un mes después por un tribunal venezolano. EFE