Ecuador. sábado 23 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Lasso atribuye a “mercenarios extranjeros” agresión a la salida del estadio

Guillermo Lasso junto a su esposa. Foto API.

El candidato de la oposición, Guillermo Lasso, atribuyó hoy a “mercenarios extranjeros” la agresión que, junto a su familia, sufrió el martes a la salida del estadio “Atahualpa”, en Quito, tras el partido de fútbol entre Ecuador y Colombia. Lasso recibió una pedrada en la cabeza, su mujer María de Lourdes Alcívar y su hijo Santiago, salieron indemnes, de la agresión de una turba.


Publicidad

Tras rechazar los actos de violencia, Lasso relató que al salir del complejo deportivo, junto con su esposa y sus hijos, fueron “agredidos por una pandilla de mercenarios extranjeros, con palos, con piedras, con golpes, patadas, puñetes y amenazas con cuchillos”.

“Si no fuera por el oportuno apoyo de la Policía Nacional, otra sería hoy la historia. Con mi cuerpo tuve que proteger a mi esposa, proteger su cabeza, recibí muchos golpes en la cabeza con piedras, con palos”, comentó en la televisión Ecuavisa.

Añadió que gracias a la Policía, lograron subir a un autobús de esa institución, “que fue agredido por estos maleantes extranjeros, pandilleros, mercenarios, que actuaron con inusitada violencia en el estadio, impidiendo la tranquilidad usual cuando todos los ecuatorianos asistimos a apoyar a la tricolor nacional”.

Lasso consideró que eran extranjeros porque el aspecto de quienes le agredieron “no correspondía a los ecuatorianos. El ecuatoriano es un hombre pacífico, es un hombre tranquilo”.

Añadió que en el autobús, oficiales de Inteligencia de las Fuerzas Armadas y la Policía les comentaron que quienes les agredieron eran “extranjeros. Han llegado en estos días y su objetivo es producir lo que han producido ahora, actos de violencia” contra él, le dijeron, según relató.

“No son ecuatorianos, no puedo decir ni siquiera que son partidarios de Alianza País (movimiento político del oficialismo) porque el ecuatoriano es un hombre tranquilo y pacífico que tiene pasión por la política. No, estos son mercenarios extranjeros, pandilleros, preparados para el terrorismo, para la agresión”, dijo.

Lasso disputará el domingo en un balotaje la Presidencia con el oficialista Lenín Moreno, al haber sido los dos los más votados, de entre ocho aspirantes, en los comicios del pasado 19 de febrero.

El candidato opositor pidió a los ecuatorianos que “con profunda indignación” rechacen esas actitudes violentas: “Nos dicen que no nos quieren llevar a Venezuela, ya estamos en el camino a Venezuela, en esa violencia, ahí habían fuerzas paramilitares, desadaptados, traídos del exterior”, subrayó.

Criticó que el pasado 15 de marzo no se haya permitido el ingreso de activista venezolana Lilian Tintori, a Ecuador adonde venía “a hablar sobre derechos humanos”, pero “sí dejan entrar a estos extranjeros que vienen con palos, con piedras, con cuchillos a amenazar a un candidato” a la Presidencia de Ecuador, se lamentó.

“Son desalmados y quienes han permitido esto y promovido esto, son también miserables y desalmados”, agregó antes de adelantar que llamará a una confesión judicial al presidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), Carlos Villacís, “que no puede esquivar su responsabilidad”.

“Ellos tienen que responder a quién les vendieron las entradas porque no es usual la cantidad de gente violenta que estaba en la general, en la tribuna, en los palcos, que estaban debidamente coordinados por líderes que, con señas, simplemente organizaban el ataque en el estadio contra todos los espectadores”, dijo.

Consideró que la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA) “tiene que conocer” que la FEF “no juega limpio con los espectadores”, según dijo. EFE