Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

LFP expulsó a Presidente del Deportivo La Coruña por acudir a funeral de barrabrava

Foto de archivo. El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), Miguel Cardenal (i), y el presidente de la Liga de Fútbol Profesional, Javier Tebas (d), durante la reunión de la comisión contra la violencia en los estadios de fútbol celebrada esta tarde, que sigue a la que se produjo el pasado lunes tras la muerte el domingo del hincha radical del Deportivo de la Coruña, Francisco Javier Romero Taboada, debido a un golpe en una reyerta en los alrededores del estadio Vicente Calderón. EFE/J. J. Guillén.

MADRID (AP) — El presidente de la Liga de fútbol profesional (LFP) indicó que los clubes tienen que comprometerse a erradicar a las barras bravas, o encararán multas y sanciones.


Publicidad

Javier Tebas indicó que elaborará una lista de equipos que colaboran con los grupos “ultras“, como son conocidas las barras violentas en España, y propuso sanciones que incluyen la deducción de puntos o incluso el descenso.

La LFP, la federación española de fútbol y el comité para la seguridad en el deporte se reúnen el jueves para elaborar la estrategia conjunta para eliminar la violencia del fútbol.

“Aquellos clubes que colaboren directa o indirectamente con peñas ultras, vamos a hacer un listado oficial de ellas, van a tener una sanción de ámbito económico y que podrá ser incluso de ámbito deportivo con retirada de puntos y descenso de categoría”, expresó Tebas.

“Estamos preparando una batería de medidas que van desde la inversión en recursos humanos hasta el acabar con la violencia verbal que es la antesala de la violencia física y pensamos que se nos ha escapado”, agregó.

Tebas dijo que expulsó al presidente del Deportivo de La Coruña, Augusto Lendoiro, de su cargo como embajador de la LFP por acudir al funeral del barrabrava que murió el fin de semana en una reyerta con ultras del Atlético de Madrid.

“Me sorprendió mucho ver a Lendoiro en el funeral, por eso he tomado la decisión. Hablé con él y le dije que no era una conducta correcta para la LFP. Si él tenía relación personal con la familia, la forma de dar el pésame es privada, no con una exposición pública”, señaló Tebas. “Acudir a un acto público hace creer en cierta apología de alguien que viene a Madrid a pegarse. Su destitución no es una decisión precipitada, hay decisiones que no necesitan pensarse mucho”.