Ecuador. Viernes 21 de Julio de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Grecia tendrá que adoptar “medidas de contingencia” para lograr un acuerdo

Una bandera de la Unión Europea ondea delante del Partenon en Atenas, Grecia, el 15 de agosto de 2015. (Foto AP/Yorgos Karahalis)

Grecia tendrá que adoptar “medidas de contingencia” que se aplicarán solo en el caso de que el país se desvíe de sus compromisos fiscales, como requisito para llegar a un acuerdo con sus acreedores a fin de cerrar la primera revisión del tercer rescate, que permita desembolsos y tratar la deuda.


Publicidad

“La conclusión es que el acuerdo debe ir con un paquete de contingencia que será solo implementado si es necesario”, anunció hoy el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, al término del encuentro informal de los ministros de Economía y Finanzas en Amsterdam.

Este nuevo paquete de medidas contingentes “tiene que ser creíble, legislado de antemano, objetivo y automático”, añadió Dijsselbloem, quien indicó que las medidas deberán equivaler a un 2 % del PIB griego.

El también titular de Finanzas holandés señaló que ahora es necesario trabajar en el diseño de estas medidas contingentes, para determinar cuáles se exigirán a Atenas, qué hará que entren en vigor.

El comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici, señaló que estas medidas serán aplicadas “si son necesarias” y que ahora hay que “trabajar sobre la forma jurídica precisa y la manera de ponerlas en marcha”.

Dijsselbloem también dijo que tanto el ministro heleno del ramo, Euclides Tsakalotos, como las instituciones que forman la cuadriga -la Comisión Europea, el Banco Central Europeo (BCE), el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el fondo de rescate de la euro zona, (MEDE)- prevén trabajar en los próximos días “tan rápido como sea posible”.

También se continuarán los trabajos para finalizar el paquete de medidas que se discuten desde hace semanas con Grecia, que incluye reformas fiscales y de las pensiones, punto en el que todas las partes aseguraron que ha habido importantes progresos.

De este modo, indicó que se podría celebrar un Eurogrupo extraordinario el próximo jueves para abordar el asunto.

La directora gerente del FMI, Christine Lagarde, mostró su satisfacción por el “amplio y fuerte apoyo” en el Eurogrupo a exigir a Atenas las medidas contingentes, y avisó de que para cumplir con los requisitos de su institución “tienen que ser legisladas de antemano, creíbles y que se apliquen automáticamente” si llega el caso.

El presidente del Eurogrupo también afirmó que sus colegas le han dado un mandato para que se inicien los trabajos para discutir medidas para aliviar la deuda de Grecia, con lo que se empezará a analizar la cuestión y se prepararán “posibilidades”.

Descartó que se apliquen quitas y recalcó que se verá si es necesaria una reestructuración y más medidas, como alargar de nuevo los periodos de vencimiento.

Lagarde confirmó que tampoco cree necesaria una quita, pero avisó de que para el FMI es fundamental “tener claridad” sobre la sostenibilidad de la deuda griega, como un prerrequisito para que decida si participa en el tercer rescate como quieren los socios europeos.

La directora gerente señaló que podría trabajarse en una reestructuración con varios instrumentos, que se aplique “cuando se necesite una vez que se cumplan las medidas” que están en discusión “y con predicciones realistas” sobre la mesa.

Tanto el miembro francés del BCE Benoit Couré como el director general del MEDE, Klaus Regling, afirmaron que sus instituciones comparten las predicciones de la Comisión Europea, que espera que en 2018 Grecia cumpla con su compromiso de tener un 3,5 % de superávit primario.

No obstante, Regling señaló: “Hay que admitir que el futuro en dos años es incierto, por lo que creo que identificar contingencias es una garantía extra por si pasa algo”. EFE (I)