Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Petroecuador denuncia irregularidades en empresa mixta Refinería del Pacífico

ARCHIVO Obras de aplanamiento del terreno en el Aromo, sector donde esta ubicada la Refinería del Pacífico.

El gerente general de Petroecuador, Byron Ojeda, ha denunciado problemas financieros en la empresa de economía mixta Refinería del Pacífico Eloy Alfaro, que administra el proyecto de refinería ubicado en el sector de El Aromo, en Manabí. Ojeda informó que el próximo 19 de octubre la Junta General de Accionistas de la compañía se reunirá para analizar la situación y tomar decisiones, según ha informado el diario oficial El Telégrafo.


Publicidad

La Refinería del Pacífico era uno de los proyectos-emblema del gobierno de Rafael Correa.

El capital de la empresa RDP es de $ 30 millones, y está compuesto por la participación de Petroecuador y la estatal venezolana PDVSA.  Ojeda expuso que la petrolera ecuatoriana ha entregado hasta el momento $ 1.231 millones, de ellos $ 236 millones corresponden a acciones y los restantes $ 994 millones se contabilizan como cuentas por cobrar, lo cual llama la atención. En los libros de la Refinería la última cantidad está descrita como ‘aportes para futuras capitalizaciones’, sin que exista el sustento legal, advirtió la autoridad. Debido a eso el funcionario dijo tener serias preocupaciones sobre la administración que ha tenido la Refinería del Pacífico, por lo que exigió a la Junta de Accionistas la información contable y operacional.

En esa sesión la Junta deberá resolver qué porción de los $ 994 millones se va a capitalizar. Los recursos que no se logren monetizar volverán a las arcas de Petroecuador. “Yo me pregunto ¿qué beneficio está teniendo el Estado ecuatoriano por esta empresa mixta?”, cuestionó Ojeda resaltando que se detectaron inconsistencias en los balances y valoraciones de activos. Es imprescindible, añadió, que exista una intervención directa de la Superintendencia de Compañías. De lo contrario, dijo, “Petroecuador no está dispuesta a mantener empresas que no le entreguen réditos al Estado”.

Al momento existen alrededor de 90 trabajadores en la planta, que no funciona.

El pasado 29 de agosto, la Corte Nacional de Justicia pidió a la Policía Internacional (Interpol) que localice y capture a venezolano Freddy Salas Neuman, exgerente técnico de la Refinería del Pacífico y exdirector de PDVSA en Ecuador, a quien se vinculó a la trama de corrupción de Odebrecht en Ecuador. En la audiencia, por primera vez, la Fiscalía aseguró que “en el contrato de la Refinería del Pacífico ingresaron dineros ilí­citos del Departamento de Operaciones Estructuradas de Odebrecht”.

La situación de la Refinería del Pacífico ha generado serios cuestionamientos en torno a su factibilidad y financiamiento. El proyecto inicial estaba calculado en $ 15.000 millones con una capacidad de refinación de 300.000 barriles diarios. El 5 de julio el ministro de Hidrocarburos, Carlos Pérez, dio a conocer que un estudio de la consultora Lazard concluyó que el costo de la obra era menor a lo estimado inicialmente y oscilaría entre $ 8.000 y $ 10.000 millones. Entonces comunicó que existían inversionistas interesados en el nuevo modelo de negocio.

Más adelante, el 15 de agosto, el presidente de la República, Lenín Moreno, se pronunció al respecto durante la visita que hizo a la Refinería de Esmeraldas y reveló que cuando preguntó a la anterior administración sobre cuántos inversionistas estarían interesados, encontró que “no había nadie”. Es así que dispuso a Pérez negociar con precios razonables. “Si es que los inversionistas no quieren invertir en la Refinería (del Pacífico), descártala completamente Carlos. Solo si encontramos quién invierta es un buen negocio, sino puede ser únicamente novelería”, instruyó Moreno.