Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Gorbachov advierte de que Rusia “tiene varias Cataluñas”

Mijaíl Gorbachov.

El último líder de la Unión Soviética, Mijaíl Gorbachov, dijo hoy que Rusia “tiene varias Cataluñas” y que aún deberá “resolver” esas situaciones, en alusión a territorios con identidad nacionalista que podrían reclamar la independencia.


Publicidad

“Nosotros tenemos varias Cataluñas y aún tendremos que resolver y resolver (estos problemas). Debemos conocer nuestra historia y debemos sacar conclusiones”, dijo durante la presentación de su último libro, “Sigo siendo optimista”, en una librería de Moscú.

Respondió así a la pregunta de un lector sobre si se puede trazar un paralelismo entre el desafío independentista de la región española de Cataluña y los numerosos conflictos territoriales que surgieron en los últimos años de la URSS, muchos de los cuales siguen sin estar resueltos.

El Premio Nobel de la Paz, considerado como el principal responsable de poner fin a la Guerra Fría, también se refirió a la la “perestroika”, etapa de reformas internas que puso en marcha él mismo en la URSS y que concluyó, pese a sus esfuerzos, en la desaparición del país comunista.

“Gracias a que fue una realidad, y a pesar de que la interrumpieron, (la “perestroika”) dio un empujón que puso en movimiento no sólo a nuestro país y a nuestra gente, sino a todo el mundo”, dijo al responder a un lector sobre si se considera responsable de la URSS no resistió su propuesta de reformas.

El libro “Sigo siendo un optimista” ha sido calificado por Gorbachov como su primera autobiografía oficial, y en él expresa sus opiniones sobre personajes como el dictador soviético Iosif Stalin o el actual presidente de Rusia, Vladímir Putin, además de tratar otros asuntos como la anexión de Crimea.

Gorbachov mantiene una tensa relación con el actual inquilino del Kremlin (que le acusa a su vez de no haber defendido debidamente los intereses de la URSS), y ha criticado muchas veces a Putin por sus tendencias autoritarias.

Pero al mismo tiempo, ha elogiado algunas de sus decisiones en política exterior, incluidas la anexión de Crimea y la intervención militar rusa en Siria.

Tampoco ha ahorrado críticas contra Washington y la OTAN por desplegar armamento pesado en Europa del Este y adoptar sanciones económicas contra Moscú, pero siempre ha apostado por que Rusia y EEUU deben mejorar sus relaciones y rebajar las tensiones para evitar que el mundo se deslice hacia una nueva Guerra Fría. EFE