Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Rumanía dividida por condena e intento de suicidio de Nastase

La condena a dos años de cárcel por corrupción del exprimer ministro rumano Adrian Nastase y su dramática reacción dividen a la opinión pública en Rumanía, conmocionada por el frustrado intento de suicidio del político, quien fue operado hoy y cuya vida no corre peligro.


Publicidad

Para unos la sentencia es ejemplar y un hito en la lucha contra la corrupción en Rumanía, para otros, supone la culminación de una implacable persecución política contra el que fue el jefe del Gobierno socialdemócrata en el periodo de 2000 a 2004.

Aún no había habido tiempo de celebrar la condena, o de clamar contra el atropello, cuando cerca de la medianoche del miércoles saltó la noticia: Adrian Nastase se había disparado en la garganta con una pistola.

Nastase, de 62 años, intentó suicidarse anoche cuando la Policía acudió a su domicilio para llevarlo a prisión.

Sólo la intervención de uno de los agentes, que logró desviar el arma cuando Nastase se apuntaba a la cabeza, salvó la vida del exprimer ministro.

Una multitud de periodistas y cámaras de televisión esperaba en la calle la salida del político socialdemócrata esposado, que tiene abiertos otros dos procesos por abusos.

Nastase fue operado hoy y se encuentra en buen estado. Su vida no corre peligro y no tendrá secuelas del disparo, sólo cicatrices, según los médicos que le atienden.

El exprimer ministro se encuentra en arresto y en tratamiento psiquiátrico, en el hospital de Bucarest en que pasará los próximos quince días.

El intento de suicidio es el último episodio de un culebrón que empezó hace tres años con el juicio, en el que Nastase fue acusado de haber utilizado su influencia para financiar de manera ilegal su campaña a las presidenciales de 2004, cuando acababa un mandato de primer ministro que duró cuatro años.

La condena a Nastase es la primera a un exprimer ministro en los casi 23 años de democracia postcomunista en Rumanía, y es considerada por buena parte de la sociedad civil un precedente importante para el buen funcionamiento de la Justicia en el país balcánico.

Mientras, el propio Nastase ha proclamado siempre su inocencia y acusa a Basescu de haber orquestado un juicio político en su contra.

Político brillante e inteligente, Nastase es considerado un primer ministro eficaz que encarriló la adhesión de Rumanía a la UE y lideró una etapa de crecimiento económico.

La esperada imagen de Nastase camino de prisión dio paso, para sorpresa de los rumanos, que lo pudieron ver por televisión, la salida de su casa en camilla, minutos después de que intentara acabar con su vida en presencia de la policía y su familia. EFE

LCPV