Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Agente de la DEA muere en un atraco en Bogotá

Colombia (AP) — Un integrante de la agencia antinarcóticos estadounidense DEA murió en un atraco cuando salía de un restaurante de Bogotá, informó el viernes el embajador de Estados Unidos en Colombia, Michael McKinley.


Publicidad

En una breve declaración a reporteros en la sede de la embajada, McKinley dijo que el agente llevaba tres años trabajando en el balneario caribeño de Cartagena y recientemente se había casado con una ciudadana colombiana. El agente James “Terry” Watson se encontraba en Bogotá en misión temporal, según un comunicado de la DEA.

“Todo indica que esto fue un atraco… vemos esto como un acto criminal aislado”, dijo el embajador al destacar que a pesar de que en Colombia, y particularmente en Bogotá, se ha reducido la criminalidad, “eso no quiere decir que no sigan existiendo ciertos peligros”.

Más temprano, McKinley había dicho a la estación de radio Caracol que el agente estaba con amigos en un restaurante la noche del jueves siguiendo el séptimo partido de la final de la NBA y al finalizar el juego tomó un taxi y fue asaltado.

En una ceremonia policial el director nacional de la policía colombiana, general José Roberto León, dijo que las autoridades colombianas elevaron la recompensa inicial de 20 millones de pesos a 50 millones (de unos 10.300 dólares a unos 25.800 dólares) por datos que lleven a la captura de los responsables del crimen de Watson, de 43 años.

En la misma ceremonia de ascenso de policías encabezada por el presidente Juan Manuel Santos, el mandatario lamentó la muerte del agente de la DEA.

A pesar de los avances en seguridad, dijo Santos en su discurso ante los oficiales, “hay que reconocer que hay problemas, nuevas manifestaciones y se presentan hechos que borran el esfuerzo de días, semanas, meses… hechos como los que sucedieron anoche en donde un agente de la DEA fue asesinado en un taxi borran de un solo plumazo todo este esfuerzo que venimos haciendo para ir reduciendo el homicidio”.

Frente a asesinatos como este, dijo Santos, “la gente se pregunta, ¿pero si asesinan a un agente de la DEA, qué nos pasará a los demás? Por eso no podemos bajar la guardia” en el combate de la criminalidad.

El coronel Camilo Cabana, subdirector de la Policía Metropolitana de Bogotá, había explicado poco antes que por los datos que han recabado hasta ahora el ciudadano estadounidense abordó cerca de las 11:25 (0425GMT) un taxi en la zona del Parque de la 93, un área de bares y restaurantes al norte de la ciudad.

Aproximadamente a las tres cuadras el taxi fue interceptado en la calle por otro taxi de donde bajaron dos hombres que trataron de sacar al agente estadounidense del vehículo. En el forcejeo lo apuñalaron, dijo el jefe policial.

Según Cabana, el agente murió tras recibir cuatro puñaladas, tres de ellas en el pecho y una en la pierna derecha.

Los asaltantes abandonaron al agente en la calle, donde poco después fue visto por una patrulla policial que pasaba por la zona y que lo llevó a la Clínica del Country, a pocas cuadras de distancia, pero ya había fallecido.

La Fiscalía General indicó que el estadounidense fue herido dentro del taxi y luego dejado en la calle. En la zona del Parque de los 93 hay cámaras de seguridad y se está recabando ese material para reconstruir lo sucedido e intentar identificar a los asaltantes.