Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Berlín quitará el carné a islamistas para evitar que viajen a Siria o Irak

Estado Islámico. Foto de Cortesía.

Berlín, 13 ene (EFE).- El Gobierno alemán tiene previsto aprobar mañana una reforma legal que permitirá retirar el carné de identidad a nacionales musulmanes radicalizados que se estime que tratan de viajar al extranjero para combatir junto a grupos islamistas.


Publicidad

Alemania da así, tras los recientes atentados de París, una nueva vuelta de tuerca a la lucha contra el terror, y subsana el agujero legal actual, ya que la mera retirada del pasaporte hasta ahora posible no imposibilitaba la salida de islamistas rumbo a Siria e Irak.

Muchos integristas, aprovechando las posibilidades del espacio Shengen de libre circulación, optaban por trasladarse a otro país europeo con su carné de identidad y de ahí tratar de llegar a su destino final.

La reforma prevista contempla asimismo la cancelación de los carnés de identidad de radicales ya en el extranjero, para controlar e impedir su posible regreso.

Además, el Consejo de Ministros alemán pretende aprobar mañana otros dos proyectos elaborados por las carteras de Interior y de Justicia para impedir actos terroristas.

Así, la financiación del terrorismo pasará a ser un delito penal específico, una categoría nueva que incluye la recogida de donaciones para sufragar los viajes de yihadistas.

De igual forma, podrán ser procesados por la Justicia no sólo quienes regresen a Alemania tras combatir con integristas en regiones en crisis, sino también aquellos que quieran abandonar el país para participar en actos terroristas en el extranjero.

Este último punto incluye la asistencia a campos de entrenamiento de terroristas.

La inteligencia alemana estima que al menos 450 radicales han salido en los últimos meses del país en dirección a Irak, Siria y otros países árabes.

Las autoridades alemanas tienen abiertas diligencias contra más de 200 presuntos activistas del grupo yihadista Estado Islámico en el país, según informó el ministro de Justicia, Heiko Maas.

El pasado septiembre, el departamento de Interior prohibió con efectos inmediatos las actividades del Estado Islámico, lo que convirtió en delito la exhibición de sus símbolos y distintivos, la recogida de fondos para la organización yihadista o el proselitismo en internet.

La decisión fue adoptada después de comprobar la “agresiva” propaganda que hace la organización de sus actividades también en alemán y la radicalización de sectores islamistas dentro del país. EFE