Ecuador. martes 26 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Encarcela por primera vez un expresidente de Petrobras

Aldemir Bendine, ex presidente del Banco do Brasil y de Petrobras. Foto: Revista ProActivo

Aldemir Bendine, el ejecutivo que comandó las dos mayores estatales brasileñas durante el Gobierno de la destituida presidenta Dilma Rousseff, se convirtió hoy en el primer expresidente de Petrobras preso por el escándalo de corrupción en la petrolera que han salpicado a decenas de políticos.


Publicidad

Bendine, que también presidió el estatal Banco do Brasil, fue arrestado hoy por agentes de la Policía Federal en el marco de un proceso en el que se le acusa de haber pedido y recibido un soborno de 3 millones de reales (unos 937.500 dólares) a cambio de favorecer a la constructora Odebrecht en negocios de Petrobras.

Su detención fue una nueva fase en la investigación por los desvíos en Petrobras iniciada hace tres años y que ya ha mandado a la cárcel a los ejecutivos de las principales constructoras brasileñas, a decenas de exdirigentes de la petrolera y a importantes políticos que favorecían las corruptelas.

Según la Fiscalía, las constructoras interesadas en adjudicarse contratos con Petrobras pagaban millonarios sobornos que eran repartidos entre los dirigentes de la estatal y los políticos que amparaban las corruptelas.

Las investigaciones ya han mandado a prisión a gran parte de los dirigentes de la estatal en los Gobiernos de Luiz Inácio Lula da Silva y Dilma Rousseff, como los poderosos exdirectores de Abastecimiento, Paulo Roberto Costa; Servicios, Renato Duque; Gas y Energía, Delcidio Amaral; e Ingeniería, Pedro Barusco; así como dos extitulares de la dirección Internacional, Jorge Zelada y Néstor Cerveró.

Pese a que casi todos los directores presos, que acordaron confesar sus delitos a cambio de reducciones en la condena, dijeron que la corrupción era institucionalizada y de conocimiento del comando de Petrobras y hasta de los jefes de Estado, hasta ahora ningún presidente de la estatal había terminado en prisión.

Los dos inmediatos antecesores de Bendine en la presidencia de Petrobras, Sergio Gabrielli (2005-2012) y Graza Foster (2012-2015), sólo han sido citados a tribunales como testigos pero no como acusados.

Lo más grave en el caso de Bendine, según la Fiscalía, es que recibió sobornos cuando el escándalo ya había sido destapado y numerosas personas estaban presas.

Es increíble encontrar evidencias de que, cuando la investigación ya estaba avanzada, los criminales tuvieron la audacia de seguir asaltando a Petrobras y a la sociedad brasileña“, aseguró el fiscal Athayde Ribeiro Costa en rueda de prensa.

El ejecutivo, que comandó el estatal Banco do Brasil (mayor institución financiera del país) entre 2009 y 2015, fue nombrado presidente de Petrobras precisamente para acabar con las corruptelas que estaban sangrando la mayor estatal brasileña.

Pero Bendine, según la Fiscalía, ya había solicitado sobornos cuando era presidente del Banco do Brasil.

El expresidente de Petrobras fue detenido con base en la confesión que el expresidente de Odebrecht, Marcelo Odebrecht, presentó ante la Fiscalía en un acuerdo de cooperación judicial.

Odebrecht reveló que Bendine solicitaba sobornos como presidente del Banco do Brasil y que en 2014 llegó a pedir 17 millones de reales (unos 5,3 millones de dólares) para autorizar la renegociación de una deuda de la constructora con el banco público, lo cual no fue atendido.

Pero las peticiones ilegales, según Odebrecht, sí fueron escuchadas cuando el ejecutivo asumió Petrobras y satisfechas con maletas de dinero entregadas en residencias particulares y hoteles.

Según la Fiscalía, “hay pruebas de que, en vísperas de asumir la presidencia de Petrobras, el 6 de febrero de 2015, Aldemir Bendine y uno de sus operadores financieros le exigieron un soborno a Marcelo Odebrecht. La petición fue hecha para que el grupo empresarial Odebrecht no fuese perjudicado en Petrobras, incluso en relación a las investigaciones de corruptelas en la estatal”.

Pese a que la denuncia era conocida hacía varios meses, la Fiscalía sólo solicitó la detención del exfuncionario esta semana cuando descubrió que planeaba viajar el viernes a Portugal.

Los fiscales aclararon que hasta ahora no han localizado el pasaje de vuelta, lo que encendió las alarmas debido a que Bendine también tiene nacionalidad italiana. EFE

(I)