Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa cree que la “revolución” peligra si la “extrema derecha” gana en Quito

El presidente Rafael Correa consideró este jueves que el proyecto “Revolución ciudadana”, que lidera su Administración desde 2007, puede peligrar si en las próximas elecciones la ciudad de Quito queda “en manos de la extrema derecha”.

El presidente Rafael Correa consideró este jueves que el proyecto “Revolución ciudadana”, que lidera su Administración desde 2007, puede peligrar si en las próximas elecciones la ciudad de Quito queda “en manos de la extrema derecha”.


Publicidad

Correa dijo hoy en la radio FM Mundo que dicho proyecto no debe depender de personas, “todos debemos ser revolucionarios”, señaló.

El próximo 23 de febrero, los ecuatorianos elegirán a más de 5.000 funcionarios para un período de cinco años, entre prefectos, alcaldes, concejales municipales y vocales de juntas parroquiales rurales.

El alcalde de Quito, Augusto Barrera, del movimiento oficialista Alianza País (AP), busca la reelección en los comicios en los que se disputa los votos junto a otros cinco candidatos.

Como “Revolución ciudadana” no “depende de personas sino es un proyecto, debemos ser coherentes con este proyecto histórico. No nos engañemos, pone en peligro al proyecto si la capital cae en manos de la extrema derecha”, dijo el gobernante.

Correa ha calificado ese proyecto como un proceso para construir una sociedad “incluyente, solidaria y equitativa”, a partir de un aumento en inversión social y acciones en sectores como educación y salud, entre otros.

El mandatario pidió hoy mirar lo que pasa en Venezuela, que es “gravísimo”, y también mencionó a Argentina, donde la alcaldía de Buenos Aires “está en manos de la oposición: desestabilización tras desestabilización, boicot tras boicot”, comentó.

El gobernante considera que Ecuador es el “modelo del socialismo del siglo XXI más exitoso” y eso “no lo pueden permitir” quienes tienen tendencia de derecha pues “desafía sus sistemas, sus poderes, sus intereses”, opinó.

“Están contentísimos toda la región, toda la extrema derecha está frotándose las manos para ver si nos ganan Quito y desde ahí boicotean la revolución, que nadie se engañe sobre esto”, alertó.

El jefe de Estado cree que Mauricio Rodas, el principal contendiente de Barrera, según las encuestas, está respaldado por la derecha y “tiene millones de dólares nacionales e internacionales y muchos poderes fácticos, medios de comunicación, etcétera, que están acompañando su campaña”.

Por ello, y pese a las críticas de la oposición, defendió su derecho a respaldar al alcalde que busca la reelección, así como al resto de candidatos de su tienda política porque, según dijo, todos responden a un proyecto: la “Revolución Ciudadana”.

El gobernante reconoció que “hay poca diferencia” en las intenciones del voto ciudadano para las candidaturas de Barrera y Rodas.

Rodas, del movimiento Suma en alianza con Vive, ha señalado en su cuenta de Twitter que están “luchando contra una campaña millonaria, pero más pueden los sueños de los quiteños, los deseos de una ciudad mejor”.

“Quiero dar una señal de tranquilidad a los quiteños que nos piden que cuidemos los votos, estamos listos para cuidar la democracia”, escribió al agregar que tendrán “cerca de 7 mil ciudadanos” que “ayudarán a cuidar los votos el 23 de febrero para garantizar la limpieza del proceso”.

Al referirse al anuncio ayer de la Alcaldía de suspender el pago de peajes y de que rebajará una multa por mal estacionamiento, señaló que “los ciudadanos se dan cuenta de que esta alcaldía asfixia con impuestos y multas exageradas. No vamos a conformarnos”, apuntó.

“Nuestras propuestas sobre reducción de multas no son demagógicas, la otra candidatura nos ha dado la razón: Nuestras propuestas son viables”, subrayó.

La campaña electoral, que comenzó el pasado 7 de enero, terminará el próximo 20 de febrero. EFE