Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La Conaie marchó en defensa de su sede

Foto: API.

Quito, 6 ene (EFE).- La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) planteó hoy al Gobierno que le transfiera el dominio de la sede que tiene en Quito, pese a que el Ejecutivo decidió poner fin a un convenio de comodato sobre ese edificio.


Publicidad

Tras una marcha en Quito de decenas de dirigentes indígenas y activistas sociales, la Conaie presentó al Gobierno un escrito en el que rechaza la decisión oficial de revertir el inmueble que la organización ha ocupado desde la década de los años noventa.

De su lado, el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) ratificó que se tomará un par de meses para estudiar un recurso de reposición presentado por la Conaie, aunque remarcó que aspira a que el grupo indígena respete el marco legal vigente en el país.

El anuncio de revertir la sede de la Conaie al Gobierno, para transformarlo en una casa de acogida para jóvenes en proceso de desintoxicación por drogas, destapó críticas de dirigentes de la Conaie, que denunciaron una supuesta represalia política contra la organización.

La sede, situada en una zona del centro comercial de la capital, ha sido escenario de una vigilia permanente de los dirigentes de la Conaie, que esta tarde marcharon hasta el casco colonial de Quito para presentar su propuesta al Ejecutivo.

Durante la marcha se presentaron algunos altercados con policías que impidieron a los indígenas acercarse a la Plaza de la Independencia, donde se encuentra el Palacio presidencial.

La marcha finalizó en la vecina plaza de San Francisco, donde se diluyó la manifestación.

Foto API.

Foto API.

El MIES, en un comunicado, ratificó que se tomará dos meses para resolver el recurso de reposición presentado por la Conaie, que en 1991 recibió en comodato el edificio, para que en él funcionen sus oficinas y se desarrollen actividades permitidas por la ley.

Asimismo, el ministerio recordó que el comodato o préstamo del inmueble podía concluir cuando el propietario (el Estado) lo requiera por fuerza mayor, como es una política pública de prevención y control de uso de drogas.

“El MIES, como es su característica, se acogerá el diálogo en tanto se lo haga sin presiones. Siempre dispuesto a escuchar las razones de los diferentes actores sociales y políticos”, recalca el texto del ministerio.

Además, aclara que este “no es un tema de persecución política” y afirma que, “como nunca antes un Gobierno ha hecho tanto a favor de los derechos de los pueblos” indígenas del país.

Sin embargo, aclara que “el MIES espera que la Conaie respete como cualquier persona natural o jurídica el marco legal que rige en el país”.

La Conaie, por su parte, exigió en el documento presentado hoy que se revise la resolución de dar por terminado el convenio de comodato y que se “garantice el derecho al patrimonio” del edificio, para lo cual solicita que se disponga la “transferencia de dominio”.

Además, sostiene que su sede es “patrimonio histórico y territorio de los pueblos” indígenas, por lo que ratifica su decisión de defender “la casa de la Conaie de manera permanente”.

La Conaie, en el pasado aliada al Gobierno, ha sido crítica con varias políticas del oficialismo a las que ha considerado lesivas para el país.

De su lado, el Gobierno del presidente Rafael Correa ha criticado a la Conaie por, supuestamente, ponerse del lado de grupos opositores de derechas, a los que ha acusado de presuntos intentos desestabilizadores. EFE

Foto: API.

Foto: API.