Ecuador. Jueves 23 de Marzo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Francia identifica otro de los terroristas y ordena su captura

Abdeslam Salah.

París, 15 nov (EFE).- La policía francesa lanzó hoy una orden de busca y captura contra un hombre identificado como Abdeslam Salah por su presunta implicación en los atentados perpetrados en París el pasado viernes.

Publicidad

Según la nota divulgada por las fuerzas del orden -que pide a quien tenga información sobre él que se ponga en contacto con las autoridades-, Salah tiene 26 años, nació en Bruselas y mide 1,75 metros de altura.

El hombre de rostro aguileño, ojos y cabello oscuro, y talla media (1,75 metros), identificado por las autoridades como Salah Abdeslam, es ahora mismo el objetivo número uno de las fuerzas de seguridad galas.

En su cuenta oficial de Twitter, la Policía instó a los ciudadanos a facilitar información sobre ese ciudadano, contra el que se ha lanzado una orden de busca y captura por su presunta implicación en los ataques del viernes.

El llamamiento precisa que en caso de dar con él no hay que intervenir directamente porque es un “individuo peligroso”.

Francia ha lanzado también una alerta a sus países fronterizos, especialmente España y Bélgica, ante el riesgo de que el terrorista tratase de infiltrarse en su territorio, dijeron a Efe fuentes conocedoras de la investigación.

Abdeslam, nacido en Bruselas en 1987, es el hombre que alquiló en Bélgica el Volkswagen Polo utilizado por los yihadistas que atacaron la sala de conciertos de Bataclan, donde se produjo la mayor matanza, con al menos 89 de los 129 muertos.

Ayer por la mañana, antes de que se le relacionara con los ataques, fue parado en otro coche junto a dos individuos en un control de carretera junto a la frontera belga por gendarmes franceses, quienes, tras verificar sus identidades, los dejaron marchar.

Cuando se supo que uno de los ocupantes estaba fichado en Bélgica y que Abdeslam había alquilado el Polo del Bataclan, la policía belga puso en marcha una operación en la comuna de Molenbeek (Bruselas) y detuvo a siete personas, entre ellas a su hermano Mohamed.

No obstante, la policía no dio con Salah, y al desconocer su paradero hoy la Fiscalía belga emitió una orden de detención internacional, recogida en Francia.

Un tercer hermano suyo, al que los medios franceses identifican como Ibrahim, es uno de los terroristas suicidas que detonó su cinturón de explosivos.

Junto a él fue identificado hoy otro de los terroristas suicidas, también con residencia en Bélgica y nacionalidad francesa.

Siete personas del entorno del primer yihadista que fue identificado ayer, Ismael Omar Mostefai, incluidos su padre y su hermano, están siendo interrogadas bajo arresto en la Subdirección Antiterrorista de la policía (SDAT), donde pueden permanecer hasta 96 horas antes de ser puestos en libertad o presentados ante el juez.

Los atentados del viernes, aseguró el ministro francés del Interior, Bernard Cazeneuve, fueron preparados en el exterior y “movilizaron a un equipo de actores en Bélgica, que se beneficiaron de complicidades en Francia“.

La investigación busca determinar no solo la identidad de todos los autores de los atentados, sino también identificar a los presuntos cómplices o detallar la financiación de esa masacre, el peor atentado terrorista en la historia del país.

Los parisinos, conmocionados todavía por lo ocurrido, no dudaron hoy en salir a la calle con homenajes improvisados, pese a que las autoridades han prohibido las manifestaciones hasta el próximo jueves.

Reflejo de la tensión que reina entre los ciudadanos, no obstante, fue la estampida que hubo esta tarde en la Plaza de la República. Según fuentes policiales citadas por el diario “Le Parisien”, un policía habría sacado su arma tras confundirse con el estallido de una bombilla, lo que desencadenó el pánico. EFE

Abdelam Salah

Abdelam Salah