Ecuador. Sábado 22 de Julio de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Google pagará a Italia 306 millones de euros por evasión de impuestos

Esta fotografía de archivo del 20 de octubre de 2015 muestra el logotivo de Google afuera de su sede en Mountain View, California. Las autoridades de Estados Unidos que examinan la manera como Google paga a su personal han acusado al gigante tecnológico de remunerar con menor cantidad a las mujeres por trabajo similar al que hacen los hombres. (AP Foto/Marcio José Sánchez, archivo)

La multinacional estadounidense Google pagará al fisco italiano 306 millones de euros (unos 334,21 millones de dólares) por impuestos evadidos entre los años 2002 y 2015, informó hoy Hacienda de Italia en un comunicado.


Publicidad

La empresa de tecnología ha acordado con las autoridades italianas esta suma para poner fin a la disputa fiscal que tenía abierta desde hace un año por haber evadido impuestos durante el citado periodo.

El acuerdo también establece los criterios que deberá seguir desde ahora Google para declarar en Italia los impuestos societarios derivados de la actividad desarrollada en el país, que no han sido detallados en la nota de prensa.

Google cierra así un capítulo con el fisco italiano que le reclamaba desde hace más de un año el pago de 300 millones de euros por impuestos atrasados.

El fisco italiano subraya que está determinado a luchar contra la evasión tributaria en Italia por parte de las multinacionales digitales.

Y es que el caso de Google no es el único de este estilo en el país: En diciembre de 2015, la filial italiana de Apple llegó a un acuerdo con el fisco para desembolsar 318 millones de euros (unos 347,44 millones de dólares).

A finales de abril de este año, los medios italianos han asegurado que la justicia transalpina investiga si Amazon, el gigante estadounidense de venta por internet, eludió impuestos entre 2009 y 2014 por valor de 130 millones de euros (unos 142,03 millones de dólares), alegando que tenía la sede legal en Luxemburgo. EFE