Ecuador. jueves 21 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Hungría pide parar a los refugiados en la frontera norte de Grecia

El primer ministro húngaro, Viktor Orbán, aseguró hoy que Grecia es incapaz de evitar la entrada de refugiados en su territorio y que la Unión Europea (UE) debe detener el flujo migratorio en la frontera de ese país con Macedonia y Bulgaria.


Publicidad

“La Unión Europea está indefensa en el sur y Grecia no puede defender a Europa”, aseguró Orbán, que se reunió en Budapest con su homóloga polaca, Beata Szydlo.

Según Orbán, como Atenas no puede detener los refugiados en su frontera del sur, la UE debería tomar medidas para que esto suceda en el norte de Grecia.

“Lamentablemente estamos lejos de eso”, recalcó, al reiterar que es el flujo migratorio significa “una seria amenaza de terrorismo” para el continente.

Por su parte, Szydlo opinó que “hay que reforzar la frontera sur de la zona de Schengen” (de libre circulación) y que la inmigración debe ser tratada fuera de las fronteras de la UE.

En este sentido Szydlo adelantó que espera que en la próxima cumbre del Grupo de Visegrado (Polonia, Hungría, Eslovaquia y la República Checa), que tendrá lugar la próxima semana en Praga, se llegue a acordar una postura conjunta de los cuatro países.

Hungría instaló vallas el pasado otoño en sus fronteras con Serbia y Croacia para cerrar el paso a los refugiados, provocando que la ruta migratoria hacia Europa Occidental se desviara hacia Croacia y Eslovenia.

Budapest ha enviado ya dos contingentes de 50 policías a Macedonia, para apoyar el trabajo de la defensa de la frontera sur del país, en los cruces más usados por los refugiados. EFE (I)