Ecuador. jueves 21 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Trump promete un aumento “histórico” en el presupuesto de Defensa de EEUU

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. (Foto AP/Richard Shiro)

Washington (EFE).- El presidente de EE.UU., Donald Trump, prometió hoy un aumento “histórico” del presupuesto para Defensa que será compensado con recortes de gasto en otras agencias federales y en asistencia a terceros países, en la víspera del discurso sobre su “visión optimista” de la nación que dará ante el Congreso.


Publicidad

El día antes de esa intervención ante una sesión conjunta del Congreso, la Casa Blanca adelantó las prioridades de gasto para el año fiscal 2018, que comienza el próximo octubre, que Trump quiere plasmar en el borrador presupuestario que será enviado a los legisladores el 16 de marzo.

El propio Trump, durante un encuentro con la Asociación Nacional de Gobernadores en la Casa Blanca, detalló hoy que ese proyecto presupuestario “de seguridad pública y seguridad nacional” incluirá un incremento “histórico” en el gasto en Defensa para “reconstruir” a las “mermadas” Fuerzas Armadas del país.

De acuerdo con la Oficina de Presupuesto de la Casa Blanca, ese aumento será de casi un 10 % y equivalente a 54.000 millones de dólares.

“Tenemos que ganar. Tenemos que empezar a ganar guerras de nuevo”, destacó, por su parte, Trump.

La semana pasada, en un discurso ante la Conferencia anual de Acción Política Conservadora (CPAC), el mandatario ya prometió que EE.UU. volverá a “ganar” e imponer su poderío militar gracias a un gran aumento del gasto en defensa.

Estados Unidos destina actualmente unos 590.000 millones de dólares al año al gasto en Defensa, un 25 % menos que durante la etapa más complicada de las guerras en Irak y Afganistán.

En declaraciones a los periodistas, el director de la Oficina de Presupuesto de la Casa Blanca, Mick Mulvaney, dijo que el plan de gasto de Trump está en línea con su promesa de anteponer los intereses de EE.UU. a todo lo demás y resumió: “Vamos a gastar menos en el extranjero y más en casa”.

La mayoría del resto de las agencias federales sufrirán recortes para compensar el incremento del gasto en Defensa y Mulvaney hizo énfasis en que se reducirán programas “que no funcionan” y los recursos con los que ayuda EE.UU. a otros países.

Esa asistencia a terceros países depende del Departamento de Estado y representa menos del 1 % del total del gasto del Gobierno federal.

Tras conocerse los detalles de las prioridades presupuestarias de Trump, el líder de la minoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer, denunció en un comunicado que la propuesta del mandatario impondrá “nuevas cargas” a la clase media y perjudicará, entre otras, a las agencias encargadas de proteger el medioambiente y a los consumidores.

Por su parte, el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, comentó en su rueda de prensa diaria que los recortes presupuestarios que busca el presidente son “racionales”, al reconocer que también serán “duros”.

Sobre ellos hablará Trump este martes por la noche, a partir de las 21.00 hora local (02.00 GMT del miércoles), en un discurso ante el Congreso en el que ofrecerá su “visión optimista” para el futuro del país, de acuerdo con Spicer.

El portavoz anotó que Trump hablará de las “medidas concretas” que ha tomado desde su llegada a la Casa Blanca el pasado 20 de enero, así como de la “valiente” agenda que quiere sacar adelante con el Congreso y que incluye una reforma fiscal, reconstruir las Fuerzas Armadas y eliminar Obamacare, la reforma sanitaria del expresidente Barack Obama.

“Van a escuchar mucho sobre inmigración mañana por la noche”, anticipó también Spicer acerca de la intervención de Trump.

Mientras, Trump adelantó que en ese discurso quiere, además, enfatizar su promesa de “arreglar” la infraestructura de EE.UU., un ámbito en el que ha prometido gastar e invertir más.

Además de detalles sobre su esperado plan para mejorar las infraestructuras del país, de su discurso se espera una mayor precisión acerca de cómo piensa eliminar Obamacare y reemplazarla por otra ley.

En un encuentro en la Casa Blanca con consejeros delegados de compañías de seguros, Trump insistió hoy en que Obamacare es “un desastre” que ha creado “caos”, al prometer que hará “lo correcto” para los estadounidenses con su eliminación y una “suave transición” hacia una nueva ley sanitaria.

“Nadie sabía que el cuidado de salud pudiera ser tan complicado”, afirmó, no obstante, Trump en una aparente alusión a las dificultades que están teniendo los republicanos para unirse en torno a una alternativa viable a la reforma promulgada por Obama en 2010.

Antes de su alocución ante el Legislativo, el presidente se reunió hoy en la Casa Blanca con los líderes republicanos en el Congreso, Paul Ryan y Mitch McConnell, quienes le expresaron su apoyo para reemplazar Obamacare. EFE (I)

mb/pa/lnm