Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Santos responde a Ecuador: “Primero voy yo a la cárcel”

“Todos pueden estar absolutamente tranquilos, primero me voy yo a la cárcel que alguno de los comandantes que participaron en operativo contra Reyes”, afirmó el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, frente a la decisión de la Corte de Garantías Penales de la provincia de Sucumbíos, en Ecuador, que dictó orden de captura contra la cúpula de las Fuerzas Armadas de Colombia que ejercía cuando se realizó la operación Fénix en la zona de Angostura, en territorio ecuatoriano, en el 2008, y por lo que se les adelanta un proceso judicial por presunto homicidio.


Publicidad

Sobre la decisión, el vicepresidente colombiano Angelino Garzón, dijo que era “un absurdo” y aseguró que las acciones a las que hace referencia el tribunal de Sucumbíos se enmarcan dentro de la “lucha contra la corrupción”.

Orden de detención, no prisión

La Corte de Sucumbíos ordenó la detención de seis oficiales colombianos para que comparezcan a una audiencia por presunto asesinato, a raíz de un ataque contra la guerrilla de las FARC en Ecuador en 2008, aunque la medida no tiene alcance internacional, informó el tribunal.

La Corte dictó la medida luego de que los uniformados no acudieran a la audiencia de juzgamiento el pasado lunes en la localidad de Nueva Loja, dijo una fuente del tribunal a la agencia AFP .

“La audiencia fue el lunes, no se presentaron, entonces el juez dictó las órdenes de detención para asegurar la comparecencia de los seis generales”, señaló el funcionario.

La medida sólo tiene alcance dentro del territorio ecuatoriano, por lo que no es posible tramitar un pedido de captura internacional.

“Es solo para que comparezcan a la audiencia. Si fuera orden de prisión se lo haría a través de Interpol o se podría hacer conocer a través de asistencia penal internacional a las autoridades colombianas, pero en este caso es imposible”, explicó la fuente.

Los acusados son el actual director de la Policía colombiana, general Óscar Naranjo, y los antiguos jefes de las Fuerzas Militares, Freddy Padilla; el Ejército, Mario Montoya; la Marina, Guillermo Barrera; y la Fuerza Aérea, Jorge Ballestero.

Juicio por muerte de Reyes

El proceso judicial en contra de los altos oficiales se adelanta desde junio pasado por la Corte de Justicia de Sucumbíos, luego de que las autoridades judiciales se abstuvieron de elevar acusación contra el ministro de Defensa de la época de los hechos y actual presidente de Colombia, Juan Manuel Santos.

En ese entonces, la Cancillería colombiana expidió un comunicado en el que afirmó que Fénix fue una operación “legítima en defensa de la seguridad nacional y de la población civil”. Por eso, desestimó la competencia de la justicia de Ecuador sobre los responsables de una acción contra el terrorismo.

En el bombardeo contra el campamento de las FARC murieron, junto a ‘Raúl Reyes’, unas 26 personas, entre ellas el ecuatoriano Franklin Aisalla y cuatro universitarios mexicanos.