Ecuador. Domingo 28 de Mayo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Lasso promete derogar el paquete tributario

Guillermo Lasso, en la reunión de Compromiso Ecuador, en Quito, el 15 de marzo de 2016.

El líder del movimiento CREO, Guillermo Lasso, ha prometido esta tarde, a través de su chat de WhatsApp, derogar el paquete tributario contenido en la Ley Orgánica para el Equilibrio de las Finanzas Públicas, enviada hoy, con el carácter de urgente, por el presidente Rafael Correa a la Asamblea Nacional.

“No sabe administrar”, ha chateado Lasso. “Parece como el dueño de una tienda que, desesperado por la falta de ingresos, sube los precios a los productos y lo único que logra es espantar a los pocos clientes que le quedan”.

“Y no me refiero solamente al proyecto de ley enviado, que sube los impuestos al alcohol, las llamadas telefónicas, las bebidas azucaradas, entre otros. Me refiero también al Decreto 973, que constituye una reforma tributaria solapada, que sube la carga fiscal a los seres productivos de este país”, ha dicho.

Según Lasso, “cobrar impuestos a los jubilados es condenarlos al sufrimiento en la última etapa de su vida; cobrarlo a los discapacitados es desbaratar su tan cacareada política social en favor de ellos; ampliar el impuesto a la salida de divisas a los viajeros es la desesperación por controlar los pocos dólares de la economía. El gran paquetazo del presidente saliente es el desempleo y el encarecimiento de la vida”.

Lasso dice que con la aprobación del proyecto “ahora pagará 5% del Impuesto a la Salida de Divisas todo valor que se saque del país, mayor a US$1.098, o por vía de transferencias o envíos mediante tarjetas de débito o crédito que supere ese monto”. “Con esta nueva norma, la aduana estará presente, ya no solo a la entrada, sino también a la salida para revisar tu equipaje, tu maletín, tu cartera, y hasta tu cuerpo“.

Y concluye: “Con los US$1.200 millones despilfarrados en la imaginaria Refinería del Pacífico hubiéramos tenido cuatro años de ahorro del paquetazo tributario”.