Ecuador. domingo 10 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Rodas denuncia en OEA y CIDH persecución de Correa por caso Odebrecht

WASHINGTON (EE.UU.), 13/01/2017.- El alcalde de Quito Mauricio Rodas (i) junto al presidente de la Comisión Metropolitana de Quito Gastón Velázquez (d) son vistos luego de una reunión con el jefe del Gabinete de Luis Almagro, Gonzalo Koncke hoy, viernes 13 de enero del 2017, en el Edificio Administrativo de la OEA en Washington (Estados Unidos), para denunciar la persecución política que esta haciendo el gobierno de Rafael Correa sobre el municipio de Quito que el lidera. EFE/LENIN NOLLY.

El alcalde de Quito, Mauricio Rodas, denunció hoy ante la OEA y la CIDH la “persecución política” del Gobierno de Rafael Correa a la oposición con el caso de los supuestos sobornos del conglomerado brasileño Odebrecht en Ecuador.


Publicidad

Rodas concluyó con sendas reuniones su visita de dos días a Washington para “alertar” de unos hechos que están “contaminando el proceso electoral” en el país andino ante los comicios del 19 de febrero, según explicó en declaraciones a Efe al término de sus reuniones.

El alcalde quiteño expuso sus denuncias a Gonzalo Koncke, jefe de gabinete del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, así como a Marta Tavares, especialista en derechos humanos en la Oficina de Registro de la CIDH.

Koncke, con quien se reunió en uno de los edificios administrativos de la OEA, le despidió con un “estaremos atentos”, según pudo constatar Efe.

Según Rodas, tanto en la OEA como en la CIDH existe “interés por conocer con más profundidad el caso” y “por vigilar los hechos de manera muy puntual para que, de acuerdo a las circunstancias, se puedan activar los diferentes mecanismos que prevé el Sistema Interamericano”.

El alcalde no quiso adelantar cuáles podrían ser esos mecanismos pero aseguró que se mantendrá en contacto permanente con la OEA y la CIDH para, “en función de las circunstancias, tomar las medidas que correspondan”.

“Queremos que estén alerta porque probablemente esta persecución política va a continuar dentro de un escenario electoral como el que vivimos, es evidente que lo que pretende (Correa) es afectar a la oposición, específicamente a la alianza de la que somos parte, al ser Lasso el candidato opositor con mayores posibilidades”, dijo.

Rodas pertenece al movimiento SUMA, que apoya a la opositora agrupación CREO, del exbanquero Guillermo Lasso, quien se enfrenta en las elecciones del 19 de febrero a Lenín Moreno, candidato del partido de Correa, Alianza País.

Moreno va en cabeza y Lasso en segundo lugar, según la encuestadora Cedatos.

El alcalde de Quito llevó sus denuncias hoy también al Comité de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, después de reunirse este jueves con la directora de Asuntos Andinos del Departamento de Estado, Annie Pforzheimer.

En ese encuentro, entregó a la diplomática un documento dirigido al Departamento de Justicia en el que pide que publique los nombres de los sobornados por Odebrecht en Ecuador para que “caiga quien deba caer” y acabar así con las “acusaciones maliciosas” del Ejecutivo ecuatoriano contra el Municipio.

El pasado lunes, Correa escribió sobre el caso en su cuenta de la red social Twitter.

“Caso Odebrecht: Esperamos que EEUU publique rápido nombres de corruptos con pruebas pertinentes. Sin embargo, en Ecuador investigaciones avanzan. Ha sido detenido Mauro T. Todos saben que es el poder tras el poder en Municipio de Quito. Ha tenido depósitos millonarios en sus cuentas, sin registrar ingresos al SRI. Coincide con fechas de contratación del metro”, indicó.

Rodas defiende que Mauro T. no es funcionario municipal y que el contrato del metro “ha sido el más vigilado de la historia del Ecuador al estar sometido “al control del Banco Interamericano de Desarrollo, del Banco Mundial, del Banco Europeo de Inversiones y de la Corporación Andina de Fomento”.

El alcalde argumenta, además, que en el documento publicado por la Justicia de EE.UU. el pasado 21 de diciembre “no se hace ninguna referencia ni al Municipio de Quito ni al contrato del metro” y que “ningún organismo, ni nacional ni internacional, ha realizado ninguna observación respecto al contrato”.

El informe estadounidense indica que en Ecuador, entre 2007 y 2016, Odebrecht presuntamente hizo pagos corruptos por más de 35,5 millones de dólares a “funcionarios del Gobierno”, lo que le generó unos beneficios de más de 116 millones de dólares. EFE (I)