Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

China y Vietnam acuerdan en reunión alto nivel resolver tensión territorial

Pekín, 19 oct (EFE).- China y Vietnam acordaron en un encuentro bilateral reiniciar sus relaciones militares y resolver sus disputas marítimas, en lo que supone la primera señal de un receso en las tensiones que mantienen por territorios en el Mar de la China Meridional, según publica hoy el diario “SouthChina Morning Post”.


Publicidad

“Tanto China como Vietnam deben mantener sus tropas bajo control y contenerse de hacer nada que afecte a la situación general”, dijo el vicepresidente de la Comisión Central Militar, Fan Changlong, al ministro de Defensa vietnamita, Phung Quang Thanh, durante un encuentro que ambos mantuvieron ayer en Pekín.

Fan subrayó que “va en los intereses de ambos llevarse bien y gestionar sus diferencias de forma apropiada”, mientras Thanh también se reunió en la capitalchina con su homólogo Chang Wanquan y, además, con el vicepresidente Li Yuanchao el viernes.

Los analistas consideran que un encuentro de tal nivel indica la voluntad de ambos países de prevenir un potencial conflicto militar, a la vez que Chinaaprovechó la ocasión para persuadir a Hanoi de que no acerque posturas con países como Estados Unidos en sus problemas en el Mar de la China Meridional.

“Un buen vecino es mejor que un buen hermano en la distancia”, le dijo Fan a Chang.

Además, la reunión se produjo semanas después de que Estados Unidos anunciara a comienzos de mes que levantaba parcialmente su embargo de armas a Vietnam, lo que despertó las suspicacias de China, tras meses de intensas tensiones con su país vecino.

El pasado mayo la potencia asiática desplazó una plataforma petrolífera a las aguas próximas a las islas Paracel, que ambos se disputan, lo que disparó las tensiones y llegó incluso a ser el origen de manifestaciones antichinas en Vietnam.

Aunque China retiró la plataforma a los meses, en octubre anunció haber terminado el mayor aeropuerto de las Paracel, una instalación civil y militar en la isla Woody, que China llama Yongxing.

En total, la segunda economía mundial tiene siete proyectos de construcción en las disputadas Paracel y Spratly, con cinco aprobados durante la administración de Xi Jinping, en el Gobierno desde 2013, lo que se interpreta a su vez como una provocación por parte de China.

Mientras, el primer ministro Li Keqiang se entrevistó el jueves con su homólogo vietnamita Nguyen Tan Dung con motivo de la cumbre anual Asia-Europa en Milán, en la que ambos acordaron limar asperezas y mantener las relaciones bilaterales “por el buen camino”. EFE