Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa reitera que no cederá ante violencia en las protestas

El presidente Rafael Correa presentó su informe semanal de actividades en Archidona, provincia de Napo, el 18 de julio de 2015. Foto: Mauricio Muñoz / Presidencia de la República.

El presidente Rafael Correa reiteró que no cederá ante la violencia atribuida a sectores de indígenas, que en los últimos días han cortado carreteras en rechazo a ciertas políticas del Gobierno.


Publicidad

El jefe de Estado insistió en que fue un “fracaso” el paro nacional convocado por algunos gremios de trabajadores el pasado jueves, al que se unieron indígenas liderados por la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) que, entre otros, pide el archivo de las enmiendas constitucionales que estudia la Asamblea Nacional.

Entre esas enmiendas figura la reelección indefinida, incluida la presidencial, pero también tienen reparos sobre decisiones del Ejecutivo en otros asuntos, como el educativo y el régimen de tierras.

La manifestación del jueves terminó en un fuerte enfrentamiento que se saldó con más de un centenar de heridos, la mayoría policías, y detenidos, tras lo cual los indígenas anunciaron que radicalizarán su medida de fuerza.

El paro fue un fracaso, pero aún debemos liberarnos del chantaje de ciertos grupos que quieren mantener al país como su rehén“, escribió Correa en su cuenta de Twitter y tildó de “inaceptable que en siglo XXI se cierren vías como forma de ‘protesta'”, en referencia al corte de varias carreteras en algunas zonas del país.

Eso es “ilegal, ilegítimo y la mayor muestra de la prepotencia que dicen (los dirigentes de la protesta) combatir, pues por la fuerza atentan contra los derechos de los demás y quieren someter al país”, añadió el mandatario.

“Más aún -agregó-, ni siquiera reclaman derechos, sino que quieren imponer una agenda política contundente y recurrentemente derrotada en las urnas”, en las elecciones.

“Claudicar ante eso sería retroceder décadas al país”, agregó Correa al informar que en la zona de Macas, en la provincia amazónica de Morona Santiago, en el sureste del país, “hubo violencia extrema”.

Doce militares resultaron heridos el domingo mientras realizaban un operativo de desbloqueo en el sector de Logroño-Paso Carreño, según informó ayer el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas.

Marlon Santi, representante de los indígenas, aseguró que también hubo heridos en las filas de los manifestantes aunque desconocía la cifra.

También Correa se refirió a la protesta de ayer en Saraguro, provincia de Loja, donde, según escribió, “hay un policía desaparecido, secuestrado por manifestantes, como registran las cámaras del ECU911”, el sistema de video vigilancia de seguridad ciudadana.

¡No retrocederemos ante la violencia!“, remarcó el mandatario. EFE (I)