Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Correa y Patiño cantan a dúo en el Palacio de Vistalegre, en Madrid

El presidente Rafael Correa y su Canciller, Ricardo Patiño, cantaron en el Palacio de Vistalegre, en Madrid, ante unos tres mil migrantes ecuatorianos que lo han recibido de manera apoteósica.

El presidente Rafael Correa y su Canciller, Ricardo Patiño, cantaron en el Palacio de Vistalegre, en Madrid, ante unos tres mil migrantes ecuatorianos que lo han recibido de manera apoteósica. Con traje oscuro y una camisa típica ecuatoriana, Correa agradeció una vez más su contribución a sacar a Ecuador de la crisis con el envío de sus remesas.


Publicidad

El acto terminó en tono festivo, en que Correa y varios de los ministros que le acompañan en este viaje a España subieron al escenario para cantar y bailar cumbias, pasillos y canciones de cantantes españoles como el tema “América”, del fallecido Nino Bravo.

Para Correa no pasó desapercibido el incidente durante su intervención en Barcelona y tachó de “desubicado” al ciudadano que gritó “Salven al Yasuní”.

Correa confesó que la “experiencia más profunda de la Presidencia son las reuniones con emigrantes”, que se vieron obligados a dejar el país debido a la crisis creada por gobiernos anteriores con políticas neoliberales, según reiteró.

“Ahora somos referencia para América Latina” declaró al referirse a los logros de su gobierno y de la “revolución ciudadana” en la reducción de la pobreza, entre otros, y afirmó que “lo mas importante es que hemos recuperado la esperanza y la confianza en nosotros mismos”.

En su discurso, Correa se refirió a los emigrantes ecuatorianos víctimas de la crisis económica en España y la situación de que la gente sin casa que necesita casas y los bancos que no las necesitan están “repletos de casas” fruto de los desahucios por impago de hipotecas, que en el caso español implica además el mantenimiento de la deuda, lo que calificó de “economía del absurdo”.

El Gobierno de Ecuador ”estamos luchando para revertir esta situación” que afecta en España a los ecuatorianos, afirmó al señalar que con “el apoyo de nuestros abogados y la embajada” se ha conseguido en algunos casos que los bancos aceptaran la dación en pago.

Antes que Correa tomó la palabra su ministro de Relaciones Exteriores, Ricardo Patiño, quien dijo que el Gobierno ecuatoriano está estudiando “acciones legales” por el “daño gravísimo” provocado por los bancos, a los que culpó de la crisis en España.

Correa agradeció el recibimiento que le dio hoy el rey Juan Carlos, de quien dijo que “me alegro mucho que se encuentra en buena salud”.

Sobre su reunión, también hoy, con el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, Correa explicó que conversaron sobre varios asuntos y en especial del de las “las visas” asunto en el que le pidió apoyo para conseguir, como Colombia y Perú, una exención de visados para los ecuatorianos en visitas cortas a la UE.

“Encontramos apertura del presidente Rajoy”, dijo Correa, quien comenzó el martes su visita a España desde Barcelona, donde fue recibido por la vicepresidenta del Gobierno español, Soraya Sáenz de Santamaría.

El miércoles fue investido doctor honoris causa por la Universidad de Barcelona en reconocimiento por sus programas educativos y por sus políticas de generación de empleo y reducción de la pobreza.

La distinción “no fue tanto por los logros economicos” sino “por la revolución educativa. Sin educación no hay revolución”, parafraseó y recordó las 8.000 becas que ofrece su Gobierno a estudiantes ecuatorianos en universidades de todo el mundo.

Ahora, el desafío de Ecuador es dar el salto en tecnología y en ciencia, según dijo el presidente ecuatoriano, quien fue aplaudido y ovacionado en numerosas ocasiones durante su discurso.

Según ha narrado el diario El País, de España, los asistentes al encuentro, la mayoría jóvenes, se encendieron cuando el presidente, junto al Canciller Patiño, se arrancó a cantar El Aguacate. Banderas tricolores, globos amarillos, azules y rojos rodeando el escenario y pancartas de asociaciones ecuatorianas en España y Madrid decoraban el interior del palacio de Vistalegre.

Presidente y Canciller compartieron escenario, entre otros, con Jaime Enrique Aymara, mientras el público, de pie, lo acompañó a entonar melodías como A mi lindo Ecuador, La Piragua, El Chulla Quiteño y Un beso y una flor.

Durante su estancia en Madrid, la agenda de Correa incluye una visita al Centro de Automática y Robótica que posee el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en el municipio de Arganda del Rey.

El domingo, el presidente ecuatoriano volverá a coincidir con el Rey en Roma, ya que tanto Correa como don Juan Carlos y doña Sofía asistirán a la solemne misa de canonización de los papas Juan XXIII y Juan Pablo II en la Plaza de San Pedro de Ciudad del Vaticano.

De Madrid, Correa viajará el sábado a Génova donde emitirá su habitual “enlace ciudadano”, en una ciudad con la comunidad mas grande de ecuatorianos en Italia, según dijo.