Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Deudas de empresas investigadas en caso Petrobras aumentan en un 1.424 %

Las deudas de 21 de las 27 empresas investigadas por el gigantesco escándalo de corrupción en la petrolera estatal brasileña Petrobras aumentaron en un 1.424 % en los cuatro primeros meses del año, según publicó hoy la prensa local.


Publicidad

De acuerdo con un informe del Consejo de Petróleo y Gas de la Abimaq (Asociación Brasileña de la Industria de Máquinas y Equipamientos), publicado por el diario Folha de Sao Paulo, las empresas deben hasta abril 411,5 millones de reales (unos 132,5 millones de dólares) a sus proveedores.

Las mayores deudas fueron generadas en las obras de refinerías como las de Comperj y Abreu e Lima, principalmente con fabricantes de tubos, calderas, compresores y válvulas..

Los deudores son las constructoras involucradas en el escándalo y acusadas de pagar sobornos para obtener contratos, con sobreprecios, con la estatal.

Las empresas están impedidas de celebrar nuevos contratos con Petrobras, pero sus abogados recurrieron de la decisión judicial alegando que todavía las compañías no han sido condenadas y ese impedimento compromete su situación financiera dejando a muchas al borde de la quiebra.

Del total de la deuda, 258,9 millones de reales (unos 83,3 millones de dólares) corresponden a equipamientos entregados y no pagados por parte de las empresas y el restante a la cancelación de encomiendas con pedido firme por contrato.

El escándalo de Petrobras llegó hoy también de nuevo a las altas esferas de la política, con la supuesta reunión celebrada en enero de 2006 entre el entonces presidente Luiz Inácio Lula da Silva y el exdirector de Abastecimiento de Petrobras Paulo Roberto Costa, condenado por el caso y uno de los principales delatores.

Costa, en prisión domiciliaria en Río de Janeiro como parte de su acuerdo de delación premiada a cambio de una reducción de pena, se habría reunido con Lula para tratar sobre la polémica compra de la refinería Pasadena, en Texas (Estados Unidos), según documentos internos de control de Petrobras.

Los documentos, de acuerdo con el diario O Estado de Sao Paulo, registran el encuentro, un mes antes de que el Consejo de Administración de Petrobras, orientado por la actual presidenta Dilma Rousseff, entonces ministra-jefe de Casa Civil (Presidencia), avalara la compra de un 50 % de la refinería estadounidense.

A través de su Asesoría de Prensa, Lula dijo que en la fecha citada nunca tuvo un encuentro “particular” con Costa y que en la reunión que aparece en la agenda del presidencial Palacio de Planalto participaron otros dirigentes de la petrolera, entre ellos el entonces presidente de la compañía Sergio Gabrielli.

La adquisición de la refinería causó un perjuicio de 792 millones de dólares a los cofres públicos y el propio Costa admitió haber recibido sobornos para liderar la compra a la belga Astra Oil.

El diario paulistano apuntó que según la auditoría interna de la propia Petrobras, entre 2005 y 2009 se realizaron 209 viajes para tratar el asunto de la refinería y que Costa, antes de la compra, había sido advertido de los riesgos de la adquisición por un informe técnico de la propia compañía. EFE (I)