Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Rand Paul se lanza a la Presidencia de EEUU prometiendo “libertad, oportunidad y justicia”

El senador republicano Rand Paul saluda a sus simpatizantes al anunciar su candidatura presidencial el martes 7 de abril de 2015 en el Hotel Galt House en Louisville, Kentucky. (Foto AP/Carolyn Kaster)

El senador republicano Rand Paul hizo este martes oficial su intención de competir por la Presidencia de Estados Unidos en 2016, bajo la promesa de devolver al país “libertad, oportunidad y justicia” y detener la “maquinaria fallida de Washington”.


Publicidad

“Tengo un mensaje de libertad para todos los estadounidenses, libertad, oportunidad y justicia para todos para poder recuperar” Estados Unidos, dijo el político en Louisville (Kentucky), rodeado de seguidores que gritaban “Paul presidente”.

Rand Paul, de 52 años, es el segundo republicano en anunciar formalmente su intención de competir por la candidatura presidencial de su partido. El primero fue el también senador de origen cubano Ted Cruz (Texas).

El senador por Kentucky, hijo de Ron Paul, quien también fue aspirante a la candidatura republicana a la Presidencia, está en el ala más libertaria del partido, que defiende la necesidad de que el Gobierno intervenga lo menos posible en la vida de los ciudadanos.

“Convertirme en parte de la maquinaria de Washington no es quien yo soy, no es para lo que me presenté hace unos años”, dijo en su discurso, al acusar al Gobierno de restringir los derechos constitucionales de los ciudadanos.

“Podemos despertarnos ahora y hacer lo correcto”, añadió en medio de los aplausos de sus seguidores, antes de pedir a los estadounidenses que no se rindan ante el sistema.

Paul defendió la necesidad de reformar estructuralmente el funcionamiento del Legislativo y de limitar la cantidad de periodos de mandato de los congresistas, que ahora no cuentan con ningún tipo de restricción.

El republicano se quejó de que los proyectos de ley que maneja el Capitolio sean documentos de miles de páginas sobre los que los legisladores tienen que tomar decisiones en cuestión de horas sin poder entrar en detalle sobre los temas que abordan.

“Tengo una idea increíble al respecto: leamos las leyes”, ironizó Paul, quien a lo largo de su discurso se quejó de la “disfuncionalidad” de la capital estadounidense.

Asimismo, aseguró que este Congreso no va a lograr acordar un presupuesto federal equilibrado ni trabajar por la reducción de la deuda que tiene el país, por lo que propuso actuar con una enmienda constitucional para recuperar el equilibrio financiero.

“Gastemos sólo lo que ganamos”, subrayó.

En cuanto a Irán, Paul reiteró su apoyo a que el Congreso tenga la capacidad de revisar cualquier tipo de pacto con ese país sobre su programa nuclear, pero advirtió de que en cualquier caso el acuerdo que se alcance tiene que tener como objetivo “la paz”.

“Pronostico un Estados Unidos invencible (…) No proyectamos nuestra fuerza por pedir dinero prestado a China para enviarlo a Pakistán”, argumentó el político.

Defensor de la privacidad y la autonomía del ciudadano, Paul hizo referencia también a los programas de vigilancia telefónica y de datos de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) que fueron puestos al descubierto por el excontratista Edward Snowden en 2013.

El ya aspirante presidencial dijo en este sentido que si llega a la Casa Blanca una de las primeras cosas que hará será acabar con esos programas.

“Creo que podemos tener libertad y seguridad, y creo que la seguridad no tiene por qué comprometer la libertad”, aseveró.

Tras el acto de hoy, el político continuará su campaña por estados clásicos como Iowa, Carolina del Sur y Nevada.

Además de Paul y Cruz, también se da por hecho que el exgobernador de Florida Jeb Bush se sume próximamente a los aspirantes a la candidatura presidencial republicana, además del senador por ese estado, el cubano-estadounidense Marco Rubio, quien tiene previsto un gran acto el próximo lunes en el que podría hacerlo oficial.

Las primarias republicanas se presentan agitadas, ya que han llegado a sonar los nombres de hasta una veintena de posibles candidatos, mientras que en el otro lado del ring, los demócratas confían en la candidatura de la ex primera dama y ex secretaria de Estado Hillary Clinton, quien se prevé que oficialice también sus intenciones en los próximos días. EFE (I)