Ecuador. jueves 14 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

“Moreno lleva hoy las de ganar en su pelea contra Correa”

En la confrontación política entre Moreno y Correa, el mandatario lleva las de ganar pero esta ventaja puede reducirse cuando se pongan en marcha las medidas económicas draconianas que exige la situación de Ecuador, estima Rogelio Nuñez, profesor de la Universidad Alcalá de Henares.

Lenin Moreno en Quito, Foto AFP

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, tensó su ácida disputa con Rafael Correa al convocar por decreto una consulta popular que busca eliminar la reelección indefinida aprobada por el exmandatario, convertido en su enemigo político.


Publicidad

Moreno tomó la decisión alegando que la Corte Constitucional, que tenía 20 días para decidir si aceptaba o no la consulta y sus siete preguntas, superó el tiempo establecido para pronunciarse. El mandatario había presentado la propuesta el 2 de octubre.

En una entrevista de Radio Francia Internacional a Rogelio Nuñez, del Instituto de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Alcalá de Henares, analiza el panorama político del Ecuador:

Lea más: Moreno decreta consulta popular

¿Quién tiene probabilidades de salir vencedor del forcejeo entre el presidente Lenín Moreno y el ex presidente Rafael Correa?

En la actual coyuntura, el presidente Moreno. Pero estamos en una guerra que va a ser larga y dura. Con un añadido: el presidente Moreno va a tener que tomar medidas poco gratas. En el futuro, es posible que una parte de la población ecuatoriana vea los tiempos de Correa como los ‘buenos tiempos’, frente a los ‘malos tiempos’ de Moreno.

¿Por qué?

Porque la situación económica de Ecuador es muy delicada, extremadamente delicada. El presidente Moreno tiene que acelerar los tiempos para aprovechar el gran respaldo con que cuenta en estos momentos para acelerar el cambio político al que aspira. Retrasarse en este proceso provocaría problemas muy importantes.

A medida que la situación económica vaya empeorando, o por lo menos las medidas económicas que tenga que tomar sean claramente poco populares, su respaldo va a bajar.

Además, sus opositores se están moviendo. El expresidente Rafael Correa acaba de regresar, entonces su presencia política crea un panorama bastante diferente porque los sectores más apegados al expresidente se están moviendo y tienen influencia, capacidad y poder.